Sábado 16/12/2017. Actualizado 11:45h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Vea los documentos

Cuatro sindicatos renuncian a un fondo de 660.000 euros para el personal de Fomento

Es un depósito creado en los 80, y que no ha sido utilizado. El Ministerio ha decidido transferirlo al Tesoro Público con el visto bueno de CCOO, UGT, CSI-F, y CGT

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un fondo de asistencia para el personal laboral de Fomento, con más de 660.000 euros de depósito, será ingresado en el Tesoro Público con el visto bueno de los cuatro sindicatos que lo gestionaron: CCOO, UGT, CSI-F, y CGT. El Ministerio quiere acabar así con una partida económica generada en los años 80 y que no se adaptó a la legislación posterior.

Protesta sindical en Fomento. Protesta sindical en Fomento.

En 1979, el entonces llamado Ministerio de Obras Públicas y Urbanismo (MOPU) impulsó el Fondo de Asistencia Social (FAS), un depósito que se nutrió con fondos públicos y cuyo cometido era facilitar préstamos y anticipos al personal laboral del organismo. En 1981 el citado fondo se inscribe como Entidad de Previsión Social, gestionada por las cuatro centrales sindicales citadas.

Los problemas llegaron tres años después, cuando fue aprobada la Ley de Ordenación de Seguros Privados. La citada norma establecía la obligación de adaptar el Fondo de Asistencia Social a la “normativa general de entidades aseguradoras”, así como someterse al control financiero de Economía. Pese a ello, la entidad gestora del FAS no realizó los cambios exigidos y continuó con su actividad.

Ante esta situación, la Dirección General de Seguros aprobó una resolución, el 3 de julio de 1992, en la que exigía la liquidación del fondo. Ese cometido, asumido por el llamado Comité de Intercentros del Ministerio de Obras Públicas, nunca se llegó a desempeñar, y el FAS ha perdurado hasta hoy.

Fomento decide ingresar el fondo en el Tesoro

Veintidós años después de la resolución que exigía la liquidación del fondo, Fomento decidió actuar por fin. Según ha podido confirmar El Confidencial Digital, el Ministerio reunió, a finales de octubre, a los cuatro sindicatos que habían gestionado el FAS para anunciar su intención de ingresar el depósito en el Tesoro Público.

Los representantes de CCOO, UGT, CSI-F, y CGT dieron el visto bueno a esta decisión, por lo que la Subsecretaría de Inspección General de Fomento redactó una resolución, con fecha del 28 de octubre, en la que se iniciaba el procedimiento para ingresar ese fondo en el Tesoro.

El resto de centrales, CSIT-Unión Profesional, USO y FEDECA fueron informados posteriormente de la decisión, anunciándoles además, que, de no formular alegaciones en un plazo de 15 días, en traspaso de ese dinero no podría ser paralizado.

El dinero pertenece a los empleados públicos

El Regla- mento indica que, en caso de disolución, el dinero será para el personal laboral

La reacción de CSIT y USO ha sido reclamar más información sobre el Fondo de Asistencia Social, y recordar a Fomento que el dinero del depósito debía repartirse entre los empleados públicos.

Efectivamente, tal y como se puede leer en el artículo 32 del Reglamento del Fondo de Asistencia Social del Personal Laboral del MOPU, se establece que, en caso de disolución del fondo, el dinero irá a los trabajadores del Ministerio.

Fomento, por su parte, tiene contabilizados hasta 30 documentos relacionados con este fondo. Uno de ellos, el número 23, es un correo electrónico del Consorcio de Compensación del 25 de marzo de 2009. En él se comunica el “siniestro” sufrido por las cajas que contenían la mayor parte de la documentación  del FAS a consecuencia de “un incendio acaecido el 26 de agosto de 2006”.

Pese a la pérdida de un gran número de escritos, ECD ha podido hacerse con un fax, firmado en marzo de 2009 por los representantes de los cuatro sindicatos gestores del fondo –CCOO, UGT, CSI-F, y CGT-, en el que se notifica que el FAS cuenta con un total de 666.446,86 euros, cuyos destinatarios deberían ser los empleados públicos.

Además, en el mismo fax, los firmantes muestran sus dudas sobre el “qué hacer con los deudores del fondo”. Es decir: aquellos trabajadores que en su día pidieron un anticipo u préstamo y no han devuelto el dinero.

CSIT va a presentar alegaciones

Para ampliar esta información, ECD se ha puesto en contacto con CSIT, uno de los sindicatos ajenos a la gestión del Fondo y que, además, ha exigido a Fomento más información después de recibir la resolución en la que se anuncia el ingreso del FAS en el Tesoro Público.

El secretario del Área de Administración del Estado, Juan Manuel López Vicente, explica a este diario que la intención de la central que representa es presentar alegaciones contra esa resolución, ya que se está incumpliendo el Reglamento del FAS publicado en 1981.

En ese sentido, López Vicente aseguran que “el dinero del fondo debe ir a parar a los empleados públicos y no al Tesoro. No podemos aceptar otra cosa”. Además, añade, “no podemos ser responsables, como CCOO, UGT, CSI-F y CGT, de el personal laboral del ministerio se quede sin un dinero que les pertenece”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·