Miércoles 23/05/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Seguridad

El fallecido tenía 38 años

El atestado del atropello mortal en la Puerta del Sol revela un forcejeo entre los dos peatones

Los policías declararon que los individuos estaban “muy próximos a la calzada” y que uno de ellos “agarraba” o “empujaba” al otro

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Madrugada del sábado al domingo en la Puerta del Sol de Madrid. Cerca de las 4 de la mañana, un hombre de 38 años es atropellado por un coche patrulla de la Policía Nacional y muere antes de que llegue la ambulancia. Los agentes tuvieron que dar después su versión de los hechos, que no ha trascendido hasta ahora.

Policías nacionales en la Puerta del Sol. Policías nacionales en la Puerta del Sol.

El Confidencial Digital ha podido tener acceso al atestado policial en el que se recoge la declaración firmada de ambos agentes, que explican, con todo detalle, cómo llegaron a la Puerta del Sol, por qué circulaban a una velocidad superior a la permitida en la zona, y las causas del atropello mortal.

Los dos policías, pertenecientes a la Comisaría de Leganitos, se encontraban circulando por la calle Mayor a las 3.45 de la madrugada cuando escucharon, por su Emisora Directora, que se estaba produciendo una reyerta en la calle Ministriles y que otra patrulla solicitaba su colaboración. Por ese motivo, se dirigieron a la Puerta del Sol con urgencia.

Fue al legar allí, y en la confluencia con el la calle del Correo, cuando observaron, a su izquierda, a dos personas “muy próximas a la calzada” protagonizando una especie de forcejeo: “Uno de los individuo […] de empujar o de agarrar”. A continuación, y justo cuando el coche patrulla pasaba por delante, “el otro individuo cae al suelo no pudiendo realizar maniobra evasiva alguna”.

Los policías asistieron al atropellado

Una vez consumado el atropello, los dos agentes detuvieron el vehículo para asistir al joven, identificado posteriormente como Hilario Simón Fernández, de 28 años. Otro transeúnte, enfermero, ofreció su ayuda a los policías.

El primer paso fue controlar las constantes vitales del herido y colocarle de lado. A continuación, el enfermero manifestó que el pulso del atropellado era muy débil y que iba a entrar en parada, por lo que se le debía realizar una reanimación cardiopulmonar hasta la llegada de los servicios sanitarios.

Uno de los policías ayudó al enfermero en esta tarea, mientras que el otro se dedicó a asegurar la zona, ante el “número elevado de transeúntes que increpaban a los actuantes”. Los esfuerzos de los agentes y de los servicios sanitarios, sin embargo, no impidieron la muerte del herido.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··