Miércoles 13/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Seguridad

Ferrán López ha sustituido a Trapero

Las garantías que ha dado al Gobierno el nuevo jefe de los Mossos

1) El Cuerpo no va a entrar en política. 2) Tiene el apoyo de los mandos. 3) Cuenta con la complicidad de los sindicatos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ferrán López se convirtió, en la madrugada posterior a que el Gobierno aplicara el 155, en nuevo jefe de los Mossos d´ Esquadra. Un nombramiento exprés que se produjo inmediatamente después del cese del mayor Trapero y que pilló a muchos por sorpresa. Diez días después de esa elección, en Interior y en Moncloa se felicitan por la decisión tomada.

Juan Ignacio Zoido y Ferrán López. Juan Ignacio Zoido y Ferrán López.

Según ha sabido El Confidencial Digital, Juan Ignacio Zoido eligió a López porque su nombramiento no daba sensación de imposición. El nuevo jefe de los Mossos era el número dos de Trapero y se consideraba el relevo natural. Además, el comisario ofrecía una serie de garantías que, con el paso de los días, se están cumpliendo.

Los Mossos están cumpliendo la ley

Las fuentes consultadas por este diario explican que Ferrán López gustaba en Moncloa porque, desde el primer momento, se confiaba en él para aportar estabilidad” al Cuerpo y “hacer cumplir la ley”. Dos premisas que él mismo se comprometió a cumplir en la reunión que mantivo con el ministro del Interior.

En ese sentido, el nuevo jefe de los Mossos ha transmitido que la policía autonómica “no puede estar en política” y que, por tanto, se ajustará a la legalidad durante su mandato.

El propio López, afirman desde el Cuerpo, es consciente de que hay mossos independentistas, pero tiene claro que “tampoco quieren saltarse la ley para evitar posibles sanciones”. Así pues, “todos cumplirán las órdenes que se les transmitan”.

Cuenta con el apoyo de los mandos

La hoja de ruta marcada por el nuevo jefe de los Mossos está gustando a todos los mandos de la policía autonómica, que estaban “hartos de exponerse a sanciones” por la deriva que estaba tomando el Cuerpo con Josep Lluís Trapero al frente.

Así, explican las fuentes consultadas, importantes comisarios de los Mossos ya advirtieron, cuando dimitió el anterior director, Albert Batlle, que “la nueva dirección ha decidido incumplir las leyes”. Una sospecha que, tras lo ocurrido el 1 de octubre, fue tomando fuerza, provocando una importante división interna.

Algunos mandos comentaron entonces que en Cataluña se estaba diciendo constantemente que la desobediencia es el camino y que hay una alternativa a la ley, y advirtieron que ese tipo de conclusiones no se podían consentir dentro de los Mossos porque “va en contra de los intereses de todos”.

Estas advertencias, sin embargo, no eran escuchadas por Trapero, que hacía “equilibrios” para “mantenerse fiel al Govern y a lo que dijeran los tribunales”. Una contradicción que pocos entendían. Ahora, con Ferrán López, “eso ya es pasado y todos los mandos están a una”.

Bien acogido por los sindicatos

Esa división existente en la cúpula de los Mossos también existía en los propios agentes. Una situación que preocupaba a los sindicatos, que temían también posibles sanciones a los policías autonómicos que fueron identificados el 1 de octubre en una actitud pasiva.

En este sentido, los portavoces sindicales consultados por ECD explican que “en la etapa de Trapero muchos creíamos que finalmente habría denuncias contra compañeros por presuntos delitos de rebelión”. Una preocupación que ahora no existe.

Las mismas fuentes sindicales aseguran que el Gobierno “ha optado por Ferrán porque tenía la seguridad de que tiene interiorizado que la policía está para cumplir la ley. Su principal misión era garantizar la cohesión interna y lo está consiguiendo”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··