Miércoles 22/11/2017. Actualizado 03:42h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Te lo aclaro

¿Sirve para algo vacunarse contra las alergias?

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Las alergias se han convertido en una de las pandemias más comunes del siglo XXI. El número de afectados no para de crecer y la cantidad de granos de polen que se registran por metro cúbico, principalmente en las ciudades, va también en aumento. Una solución puede ser ir al médico a ponerse la vacuna, pero, ¿sirve para frenar los efectos de las alergias?

Alergia a las gramíneas. Alergia a las gramíneas.

Una alergia se produce cuando una persona reacciona a cosas que no afectan a la mayoría de la gente, como el polen o el pelo de los gatos. Por ejemplo, la fiebre del heno es una alergia al polen. Si se tiene contacto con algo a lo que es alérgico (denominado alérgeno), es posible que presente síntomas: en eso consiste una reacción alérgica. Distintos alérgenos causan distintos síntomas. Síntomas de alergia son los ojos llorosos; congestión nasal; comezón en los ojos, la nariz y el paladar; erupciones cutáneas, diarrea y urticarias.

Según indican expertos a El Confidencial Digital el hecho de que las alergias sean "multiestacionales" no es algo "nuevo" ni supone a día de hoy un "incremento exponencial", sino que más bien sigue una tendencia al alza que tuvo un pico significativo en la década de los 90: "El verdadero aumento se dio hace 20 años y hoy en día se mantienen esos niveles altos de polinización".

La vacunación, el tratamiento más “efectivo”

Las vacunas contienen una pequeña cantidad, que se va aumentando poco a poco, del alérgeno al que se es sensible. Con el tiempo, el cuerpo se acostumbra al alérgeno y ya no reacciona ante él.

El Confidencial Digital se ha puesto en contacto con algunos médicos. Señalan que aunque su uso no está recomendado en todos los pacientes sensibilizados al polen, "la inmunoterapia es el único tratamiento que modifica el curso natural de la enfermedad". Así pues, los expertos recomiendan poner la vacuna "siempre que se pueda", para actuar sobre la causa y tratar de crear así una tolerancia frente al polen.

La alergóloga Nieves Segura, presidenta de la Sociedad Aragonesa de Alergología y especialista en el Hospital Clínico Lozano Blesa de Zaragoza, añade que en cualquier caso una vacuna no inmuniza al 100% ni es susceptible de ponerse en todos los casos. Aun así, señala que "te evita entre otras cosas los cuadros más graves", aquellos que puedan derivar en asma alérgica o bronquitis aguda y que conllevan la hospitalización del paciente.

Sin embargo, el coste de la vacuna es de 120 euros, si se dispone de receta, por lo que algunos afectados confiesan que ese precio aleja de su uso cada vez a más familias: “Se han hecho muchos estudios económicos, porque este era uno de los principales problemas que se planteaban”, señalan algunos médicos, que añaden que "en estos años de crisis, se nota que hay gente que aunque se la mandes, no se la pone porque les supone un desembolso de golpe considerable, aunque el tratamiento sea para diez meses". Sin embargo, los alergólogos aseguran que el coste-beneficio es claro, ya que a largo plazo "cuesta menos que cualquier spray nasal".

Tipos de alergias que se pueden tratar con vacunas

Vacunas contra las alergias pueden aliviar los síntomas de la rinitis alérgica (llamada fiebre del heno) y del asma causado por alergias. No es necesario aplicar una vacuna contra las alergias para cada alérgeno; lo que se hace es una mezcla de alérgenos para cada persona y se administra en una sola vacuna. Esta vacuna cubre todas las alergias específicas de esa persona que son tratables con vacunas.

Las vacunas son efectivas para alergias a:

- Césped, malezas y polen de árboles
- Ácaros del polvo y cucarachas
- Moho
- Gatos y perros
- Picaduras de insectos

Las vacunas se inyectan una o dos veces por semana durante unos seis meses. Después seguirá yendo cada tres o cuatro semanas. Finalmente, los afectados tendrán que vacunarse una vez al mes durante tres a cinco años. Después de esto es posible que pueda dejar de vacunarse.

Una vez terminado el tratamiento, algunas personas nunca más vuelven a tener síntomas a los alérgenos que estaban en las vacunas. Otras con el tiempo pueden volver a presentar síntomas a estas alergias o manifestar alergias nuevas. En ese caso deberán decidir si desean volver a vacunarse contra las alergias. Si el tratamiento se abandona antes de tiempo, los síntomas de la alergia pueden reaparecer.

¿Son seguras las vacunas contra las alergias?

Generalmente sí. Sin embargo, algunas personas pueden tener síntomas de alergia leves, más graves o que pueden poner en peligro la vida poco después de recibir las vacunas. Por eso deben aplicarse en un consultorio, con un médico presente, y con medicamentos que puedan usarse para tratar cualquier reacción. Las vacunas contra las alergias no se aplican en el hogar.

- Síntomas leves. Es común que la zona donde se aplica la vacuna se enrojezca o inflame. Esto suele desaparecer entre cuatro y ocho horas después de vacunarse.

- Síntomas graves. Estos síntomas no son frecuentes e incluyen síntomas de alergia, como estornudos, congestión nasal o urticaria. 

- Síntomas que ponen en peligro la vida


A esto se le llama anafilaxia y es una reacción poco común. Por lo general se manifiesta pocos minutos después de tener contacto con un alérgeno y puede poner en peligro la vida. Algunas señales de anafilaxia son inflamación de la lengua, la garganta o de ambas; dificultad para respirar; respiración superficial agitada; y náuseas y vómitos. Esto requiere un tratamiento de emergencia.

Después de que el doctor lo vacune contra las alergias, debe permanecer en el consultorio durante unos 20 a 30 minutos para que pueda darle una medicina de inmediato si llega tener síntomas graves o que pongan su vida en peligro. Si el doctor lo vacuna siguiendo un programa (semanal o mensual), es menos probable que tenga estos síntomas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·