Videonoticias de ECD

60 Aniversario del Skoda Octavia: un modelo con solera

Skoda empezó a ser muy conocida por el público en general cuando pasó a ser propiedad del Grupo Volkswagen en 1991. Sin embargo Skoda es una de las marcas de automóviles más antiguas del mundo. Los orígenes de la firma checa hay que buscarlos en 1890, dando comienzo la producción de automóviles en 1905.

Con uno de sus modelos más emblemáticos, el Octavia, ocurre algo parecido. Hasta tal extremo que Octavia significa para muchos usuarios Skoda.

Un modelo muy conocido y apreciado por sus cualidades que se identifica con la propia marca. Este fenómeno tiene su razón de ser en que se lanzó en 1996, una fecha relativamente reciente.

Pero aunque la historia del Skoda Octavia pueda parecer que dio comienzo en esa fecha, nada más lejos de la realidad. Porque el primer Skoda Octavia se lanzó al mercado en enero de 1959, y se mantuvo en producción hasta 1971, mientras su moderno sucesor tomó el relevo en abril de 1996.

Esta primera generación del Octavia de la era moderna continuó el legado del popular modelo compacto hasta nuestros días, incrementando todavía más su éxito, su aceptación por parte de la clientela.

Así pues, vista la fecha de su nacimiento, el Skoda Octavia acaba de celebrar su 60 cumpleaños. A los largo de estos 60 años de vida se han vendido más de 6 millones de unidades de todas las generaciones, lo que le posiciona como el modelo de mayor éxito de la firma.  

Tan sugestivo nombre deriva del latín “octavia” , que significa octavo, pues el  primitivo Skoda Octavia fue el octavo modelo producido por la marca tras la Segunda Guerra Mundial, además de ser también el octavo en adoptar la suspensión independiente de última tecnología adoptada por Skoda en 1933.

La primera versión de dos puertas del primitivo Octavia salió de la factoría de Mladá Boleslav en enero de 1959. Montaba un robusto motor de gasolina de 4 cilindros en línea con 1,1 litros de cilindrada que desarrollaba 40 CV, en tanto la tracción era a las ruedas posteriores a través de una caja de cambios de 4 marchas.

En el apartado de las prestaciones, alcanzaba una velocidad máxima de 110 km/h, mientras el consumo medio se cifraba en 7,7 l/100 km. Destacaba por el alto grado de confort de marcha que ofrecía, aderezado con un fácil manejo. Todo ello como resultado de las innovaciones técnicas introducidas, como el eje frontal con muelles y estabilizadora mediante barra de torsión.

En septiembre de 1960 Skoda presentó por primera vez la variante Octavia Combi, un familiar equipado con un portón trasero dividido en dos partes, con luneta practicable. A pesar de sus compactas dimensiones exteriores este familiar tenía capacidad para acoger a cinco pasajeros, así como un maletero de 690 l con una longitud de carga de 0,96 m.

La posibilidad que brindaba de inclinar el respaldo del asiento posterior permitía aumentar la capacidad del maletero hasta los 1.050 l.

Todas estas cualidades del primitivo Octavia, robustez, facilidad de uso o versatilidad, fueron recogidas por el moderno Octavia, que añadió otras virtudes muy apreciadas por los usuarios: la de ser un vehículo práctico, cómodo, bien terminado y con una buena relación precio/producto.

Del moderno Octavia van ya tres generaciones, la última presentada en 2013 y sometida a un rediseño en 2017 sigue disfrutando de los favores de una clientela que guía su compra mediante criterios muy pragmáticos.

Otros vídeos interesantes
Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?