Domingo 22/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

Solo queda ingresada Teresa Romero

El Carlos III vuelve a poner en uso las habitaciones de los pacientes sospechosos de padecer ébola

Son diez estancias. Se están limpiando con procedimientos ordinarios porque ninguno de ellos tenía la enfermedad

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ayer recibieron el alta médica hasta diez personas que habían sido ingresadas en el Hospital Carlos III para determinar si se habían contagiado o no del virus del ébola. Entre ellos, estaba el marido de Teresa Romero, Javier Limón. Una vez producidas estas salidas, el centro hospitalario ya se ha puesto manos a la obra para volver a poner en uso las habitaciones ocupadas por estos pacientes.

Puerta del hospital Carlos III de Madrid. Puerta del hospital Carlos III de Madrid.

Según explican a El Confidencial Digital fuentes del Carlos III de Madrid, estas estancias están siendo limpiadas por el propio personal del centro, que está actuando “como en cualquier otra habitación, sin ningún protocolo especial ni usando productos ni materiales radiocativos. Tampoco los empleados llevan un equipamiento anti-ébola.

La dirección del centro ha tomado esta decisión al considerar que no existe “ningún tipo de riesgo”, ya que, recuerdan, ninguno de los diez pacientes que han estado tres semanas en observación han sido contagiados con el ébola.

Mantienen las precauciones con Romero

Con Teresa Romero, sin embargo, se están manteniendo todas las precauciones para evitar el contagio de la enfermedad, a pesar de que los últimos análisis realizados confirmaban que la auxiliar de enfermería había conseguido eliminar el virus de su organismo.

Así las cosas, “la habitación de Romero sí que tendrá que ser limpiada, como ahora, con productos específicos que eliminen cualquier posibilidad de contagio” Asímismo, el personal que atiende a la paciente “continúa con la protección necesaria”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·