Miércoles 22/11/2017. Actualizado 11:23h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

Cristiano Ronaldo está obsesionado con proteger su imagen. Ha dado orden a Garrigues de que persiga cualquier información que le perjudique, como ha hecho con Telecinco

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

“No va a tolerar ni una”. El entorno de Cristiano Ronaldo explica la actitud del delantero del Real Madrid en el caso Telecinco. Cuida hasta el mínimo detalle su imagen y no está dispuesto a tolerar la más pequeña falsedad sobre su vida fuera de los terrenos de juego.

Según fuentes cercanas al futbolista consultadas por El Confidencial Digital, la demanda a Telecinco por las acusaciones de Kiko Hernández y Kiko Matamoros sobre la participación de CR9 en un par de fiestas, antes y después del clásico con el F.C. Barcelona, responde a una estrategia global, de largo recorrido.

Personas que le conocen bien explican que el portugués vive por y para el fútbol. Su obsesión es convertirse en el mejor futbolista del mundo y a ello dedica todo su empeño. Y lo demuestra día a día. “Si asiste a un acto social y toma un poco de chocolate, por poner un caso, al día siguiente se queda media hora más en el gimnasio”, señalan las mismas fuentes. Cristiano Ronaldo no repara esfuerzos en cuidarse.

Y esto es extensible, advierten sus allegados, al cuidado de su imagen. Sabe que un deportista depende en gran medida del impacto de su vida en la sociedad, del tratamiento que hagan los medios de comunicación de sus asuntos. Por eso decidió hace tiempo adoptar una política de ‘tolerancia cero’ con las noticias tergiversadas o directamente falsas.

No es nada nuevo. En el Reino Unido dio abiertamente esta batalla contra la llamada ‘prensa amarilla’. Y con éxito. Hubo, por ejemplo, un periódico que le acusó de gastarse unos 10.000 euros diarios en saraos y juergas. Era mentira. El futbolista acudió a los tribunales y ganó. Fuentes de su entorno recuerdan que, en algunos casos, estas victorias en sede judicial no implicaron el pago de las costas por parte de los acusados. Sin embargo, Cristiano Ronaldo dio siempre por buenos esos gastos, en algunos casos bastante altos.

En España va a proceder igual: sin contemplaciones. De hecho, según ha sabido ECD, ha dado orden a su equipo legal que trabaja en nuestro país con el bufete de Garrigues para que persiga cualquier intromisión en su honor, fama y buen nombre. No va a tolerar ninguna noticia sobre su vida privada que no esté rigurosamente contrastada y suficientemente acreditada.

Sobre la fotografía de CR9 junto a Paris Hilton en la fiesta a la que asistió en junio de 2009, la misma noche del anuncio de su contratación por el Real Madrid por 94 millones de euros, el entorno del futbolista aclara que se trató de un caso excepcional. Era una fiesta privada, con amigos, y tuvo lugar durante la pretemporada: estaba de vacaciones, añaden fuentes cercanas al jugador.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·