Medios

Convulso comienzo de año para José Luis Moreno. Además de su imputación en el caso Palma Arena, sus trabajadores convocan una manifestación en la puerta de su chalet

El productor José Luis Moreno, imputado en 2010 por presuntas irregularidades en la adjudicación de programas de la radiotelevisión autonómica balear, comienza 2011 con 30 de sus trabajadores afectados por un ERE dispuestos a ‘asaltar su casa’.

El ERE se produjo el pasado 20 de noviembre, y hasta la fecha, los afectados y Moreno no han llegado a un acuerdo a pesar de haberlo intentado en 3 ocasiones. Los trabajadores, veteranos en su mayoría, rechazaron los 20 días por año trabajado que se les ofreció en un primer momento ya que “es el mínimo establecido por la ley”.

Los trabajadores exigen 35 días por año trabajado y medidas para su recolocación en futuras producciones del grupo. En caso de llegar a un acuerdo en los próximos días no se produciría dicha manifestación.

Un portavoz del sindicato TACE ha asegurado a El Confidencial Digital que la empresa afectada por el ERE es “la más rentable del grupo” y que “las pérdidas se deben a que la empresa sume gastos personales de Moreno”. El productor asegura que tiene proyectos futuros, además de las galas autonómicas, y La que se avecina para Telecinco.

A los problemas que tuvo a finales de noviembre en las instalaciones de su productora –ver noticia-, ahora se suma la protesta de sus trabajadores. Estos esperan llegar a un acuerdo cuanto antes, de lo contrario será un juez quien decida una resolución el próximo 25 de enero.

José Luis Moreno está imputado dentro de una de las piezas separadas del 'caso Palma Arena', por las presuntas irregularidades cometidas en la adjudicación de programas de la radiotelevisión autonómica balear. Se le acusa de entregar en 2005 un soborno de 250.000 euros al entonces presidente balear Jaume Matas, a cambio de la adjudicación de programas en IB3.

 
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable