Lunes 11/12/2017. Actualizado 18:51h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Se jubila en diciembre de 2015

El juez Castro planea montar un despacho de abogados en Palma

Aprovechará la fama internacional, conseguida tras sentar en el banquillo a la infanta Cristina, para asegurarse una buena cartera de clientes

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El juez José Castro seguirá vinculado al mundo del Derecho durante varios años más a pesar de la jubilación. En diciembre de 2015 cumple 70 años, se producirá su jubilación forzosa dentro de la judicatura y dejará de ser titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Palma de Mallorca, pero no abandonará la actividad legal.

El juez Castro. El juez Castro.

Fuentes judiciales aseguran a El Confidencial Digital que “el magistrado, una vez jubilado, montará un despacho de abogados en la ciudad mallorquina”.

De hecho, “ya tiene a dos de sus hijos trabajando en un bufete, por lo que el camino lo tiene abonado”.

Penal y laboralista

Según las fuentes consultadas, en principio “la especialidad jurídica del despacho será penal y laboralista porque, aunque Castro ha trabajado estos últimos años como juez penalista, cuando ingresó en la carrera judicial estuvo llevando asuntos en la Magistratura de Trabajo”.

Insisten en que “una de las ilusiones del Garzón de Palma, como se le conoce en algunos ámbitos de la ciudad, por la notoriedad que ha conseguido gracias a decisiones judiciales sobre personajes de fama, es dirigir un bufete de abogados”.

La resolución judicial dictada el pasado día 22 de diciembre ha dado la vuelta al mundo, porque por primera vez en la historia de la monarquía española uno de sus miembros será juzgado por un presunto tema de corrupción.

José Castro “va a aprovechar la notoriedad internacional que ha conseguido durante la instrucción del caso Nóos, donde están imputados Iñaki Urdangarín y la infanta Cristina, entre otros, y con el auto de apertura de juicio oral que sienta en el banquillo a ambos. Al primero por presuntos delitos de fraude fiscal, prevaricación, falsedad documental y malversación de caudales públicos, y a la infanta por un presunto delito fiscal”.

Clientes nacionales e internacionales

Con la apertura del despacho de abogados en Palma, el juez Castro seguirá la estela de otros compañeros suyos que, tras el paso por la judicatura, se han dedicado a la abogacía, como por ejemplo Baltasar Garzón, Adolfo Prego, José Antonio Choclán, etc. En la actualidad, estos ex magistrados defienden y asesoran a importantes clientes a nivel nacional e internacional.

Quienes le conocen apuntan que puede ir más allá que limitarse a Palma, puesto que es una persona con ambiciones. “Conviene no olvidar que Castro antes de ser juez era funcionario de prisiones”. De ahí, que “es posible que se plantee también abrir una oficina de su bufete en la capital de España. Un lugar que, seguro, le aumentará la cartera y asesoramiento a clientes”.

Buenas facultades

De momento, “el año que le queda al juez para jubilarse no será especialmente duro ni estará sometido a una presión a prueba de bomba, como la que ha tenido que superar en el último lustro”, comentan en su entorno.

“Castro ha demostrado que posee una gran personalidad y que mantiene unas buenas facultades mentales. No en vano el último auto que ha dictado está muy bien armado desde un punto de vista jurídico”, señala a ECD un miembro de la judicatura.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··