Miércoles 23/05/2018. Actualizado 11:27h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Guerra por la candidatura a la Comunidad

La reconciliación Iglesias-Errejón provoca una revuelta en Podemos Madrid

Ramón Espinar y la actual ejecutiva regional se consideran maltratados: se ha trabajado a sus espaldas y no se les ha consultado nada

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Pablo Iglesias e Íñigo Errejón escenificaron el pasado martes que han enterrado el hacha de guerra. Lo hicieron en un mitin en la plaza del Museo Reina Sofía en el que, además, defendieron las mociones de censura contra Mariano Rajoy y Cristina Cifuentes. La reconciliación, no obstante, también deja víctimas en la dirección regional de Podemos en la Comunidad de Madrid.

Iglesias abraza a Errejón en el mitin del 2 de Mayo. Iglesias abraza a Errejón en el mitin del 2 de Mayo.

Así lo explican a El Confidencial Digital fuentes bien situadas en el partido morado, que señalan a Ramón Espinar y a su actual ejecutiva autonómica como los grandes damnificados de la nueva estrategia de los dos dirigentes de Podemos. El senador y actual secretario regional, además, se siente maltratado por Iglesias al considerar que le ha dejado de lado en la estrategia del partido.

Boicot a su moción de censura...

En ese sentido, los cargos de Podemos consultados por este diario explican que, desde el momento en que Ramón Espinar anunció su moción de censura contra Cristina Cifuentes, la dirección nacional del partido no quiso saber nada más del asunto.

El líder de Podemos en la Comunidad de Madrid, junto a la dirección del grupo parlamentario, preparó una extensa documentación para justificar esa iniciativa, al igual que la consulta a las bases. Todo ello fue enviado al equipo de Pablo Iglesias que, sin embargo, no contestó, ni por activa ni por pasiva, al trabajo de Espinar.

Para entonces, el nombre del propio senador, así como el de la portavoz parlamentaria, Lorena Ruiz-Huerta, empezaban a sonar como posibles candidatos en la moción de censura. No obstante, la falta de respuestas por parte de la dirección nacional, y el anuncio de que el PSOE estudiaba presentar a Ángel Gabilondo, parecían descartar la operación.

La puntilla a la iniciativa de Espinar, no obstante, la dio Pablo Iglesias. El secretario general de Podemos anunció la semana pasada una moción de censura contra Mariano Rajoy y no hizo mención alguna a la impulsada por Podemos en Madrid contra Cristina Cifuentes. Un discurso que parecía descartar ese movimiento.

e impulso de Errejón como candidato

Pese a ello, Podemos Madrid siguió adelante con los preparativos de la consulta y fue informado, por parte de la dirección nacional, de un gran acto en Madrid para el 2 de Mayo, con la presencia de Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, al que tenía que acudir Ramón Espinar.

El formato de ese mitin, sin embargo, se convirtió, de facto, en el acto de presentación de Íñigo Errejón como candidato de Podemos a la Comunidad de Madrid. Iglesias hizo mención explícita a las elecciones de 2019, pero también hizo guiños a una posible candidatura de su ex número dos a la moción de censura contra Cifuentes.

El propio Espinar, que tuvo palabras de reconocimiento al actual secretario de Análisis Estratégico de Podemos, reivindicó el papel de su ejecutiva en Madrid contra la actual presidenta regional y también recordó a la ausente Lorena Ruiz-Huerta. Una actitud que se interpreta, a nivel interno, como una queja al “ninguneo” que ha padecido en los últimos días.

Guerra fría hasta 2019

Aparentemente ajeno a esta polémica, Íñigo Errejón se ha dejado agasajar por Pablo Iglesias en un momento donde su futuro en el partido parecía incierto. El ex número dos, explican desde su entorno, es consciente de que no tiene opciones de ser presidente de Madrid a través de una moción de censura y que la dirección regional no le ve con buenos ojos.

Pese a ello, afirman las fuentes consultadas, se está “dejando querer” porque su objetivo es consolidar su candidatura de cara a las elecciones de 2019. Las últimas encuestas sitúan a Podemos un solo escaño del PP en Madrid y sus gestiones para lograr un pacto con el PSOE en 2015 pueden dar sus frutos dentro de dos años con un pacto que deje a Cifuentes fuera del Gobierno.

Para ello, no obstante, Errejón deberá imponerse a la “guerra fría” que se aventura en Podemos Madrid de cara a los comicios de 2019 y a una posible candidatura de Izquierda Unida en las primarias para elegir al cabeza de lista de una coalición electoral, siguiendo el modelo de Unidos Podemos en el Congreso, que Pablo Iglesias y Alberto Garzón tienen pendiente negociar.  


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··