Viernes 22/06/2018. Actualizado 07:15h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Seguridad

Ana Julia Quezada, principal sospechosa

Autopsia al pequeño Gabriel: muerte por “asfixia mecánica”

El análisis forense confirma que el niño falleció en el mismo día de su desaparición y después de ser ahogado por su presunta asesina

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Gabriel Cruz Ramírez murió el mismo día de su desaparición y por “asfixia mecánica”. Esa es la conclusión a la que han llegado los forenses después de realizar la primera autopsia al pequeño. El niño falleció después de “ser ahogado” por su presunta asesina, que se valió de “sus propias manos” para matarlo, aunque no se descarta que se ayudara de algún material.

Gabriel Cruz, su padre y la mujer detenida Gabriel Cruz, su padre y la mujer detenida

Según explican a El Confidencial Digital fuentes de la investigación, la autopsia a Gabriel no deja lugar a dudas: murió el mismo día de desaparecer y, por tanto, quien se lo llevó no le tuvo “capturado” durante mucho tiempo.

Las marcas halladas en el cuello del niño desvelan que falleció por “asfixia mecánica”: “Fue ahogado. Probablemente por las manos de su propio asesino, aunque también es posible que, quien acabó con la vida de Gabriel, también se ayudara de un lazo”.

Ana Julia Quezada, principal sospechosa

El resultado de la autopsia corrobora toda la línea de investigación de la Guardia Civil, que mantiene a Ana Julia Quezada, pareja del padre de Gabriel, como la única sospechosa del asesinato.

Tal y como se informó en estas páginas, fuentes del Instituto Armado que participaron en el dispositivo de búsqueda cuentan a ECD que este viernes ya la tomaron declaración porquesospechaban de ella: una cámara de seguridad había captado la matrícula de un coche que les resultaba familiar.

Cuentan, además, que la mujer se puso nerviosa. Después, en la mañana del domingo fue a sacar al niño del pozo donde, según apuntaban todos los indicios, lo tiró el mismo día que lo secuestró, tal y como ha confirmado ahora la autopsia.

Los investigadores consideran que la detenida transportaba el cadáver por miedo a que lo encontrasen en los registros.



·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··