Sábado 25/11/2017. Actualizado 01:23h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Banco Marenostrum está prácticamente salvado gracias a la venta de activos y de la red de Cataluña y Aragón: sólo necesitará una recapitalización de 500 millones

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El banco Marenostrum, fruto de la fusión de Caja Murcia, Granada, Sa Nostra y Penedés está prácticamente salvado. Las ventas de activos y de la red de Cataluña y Aragón al Sabadell han sido la clave.

Marenostrum tiene asegurada la supervivencia como entidad en solitario, según medios cercanos al Banco de España a los que ha tenido acceso El Confidencial Digital, porque, con el saneamiento que ha anunciado, sus necesidades de capital se reducirán desde los 2.200 millones, que exigían a la banca las recientes auditorias, a solo 500 millones, algo muy accesible.

Las claves de su supervivencia son la venta de su red de Cataluña y Aragón, (460 sucursales) al Banco Sabadell, junto con la venta de activos que contempla el plan de viabilidad ya presentado al Banco de España.

Sabadell confirma a la CNMV la compra

Las posibilidades de supervivencia han subido al 90%, según las fuentes consultadas, porque el Banco Sabadell ha confirmado por escrito a la CNMV su decisión de comprar la red que pertenecía a Caja Penedés.

El banco catalán comprará 460 sucursales, con unos activos valorados en torno a 23.000 millones de euros. Sabadell necesitaba esta compra para reforzar su posición en Cataluña y escalar a la segunda posición en esa comunidad, tras La Caixa.

Por otra parte, el plan de viabilidad, presentado en el Banco de España el pasado 31 de octubre, está muy armado y es muy factible, ya que supone la venta de activos no estratégicos y soltar todo el lastre inmobiliario.

Reducción del 25% del tamaño

La salvación del banco la asegura finalmente una drástica reducción del tamaño de balance desde los 68.000 millones a solo 50.000 millones, en torno a un 25%. Esa reducción de tamaño “es un seguro de vida”, según fuentes de la dirección de la entidad consultadas por ECD.

En ese adelgazamiento figura la venta de participaciones en grandes empresas, que valen 300 millones de euros, del negocio de medios de pago, del negocio de renta fija y el traspaso de activos inmobiliarios al banco malo.

Marenostrum, el banco que preside Carlos Egea-Krauel, antiguo presidente de Caja Murcia, ha pasado un largo calvario antes de encontrar su tabla de salvación. Primero intentó seguir en solitario, y luego intentó la fusión con el Banco Popular, abortado por las auditorias de Oliver Wyman que obligaron a éste a hacer una ampliación de capital de 2.500 millones.

Marenostrum se ha salido del trío de entidades que tenían un futuro muy oscuro si no entraban una fusión. Las otras dos son Liberbank, liderado por Cajastur, y Caja3 (Burgos, Badajoz y Cai Zaragoza). Pero esto no ha terminado, porque antes de 31 de diciembre el Banco de España deberá aprobar los planes de recapitalización y viabilidad de todas las entidades financieras.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·