Jueves 18/01/2018. Actualizado 13:54h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

El terremoto de Japón castiga a España. Citroën (Vigo) y Opel (Zaragoza) dejan de recibir repuestos: 5.000 coches fabricados menos en la primera semana tras el tsunami

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los efectos del desastre en Japón llegan a España. Las factorías de Citroén en Vigo y la de Opel en Zaragoza han sido las más perjudicadas por la falta de piezas procedentes del país nipón. Los recortes en la producción durante la primera semana tras el terremoto en ambas plantas han reducido la fabricación en casi 5.000 vehículos.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, la fábrica de PSA Peugeot-Citröen en Vigo se ha visto obligada a aplicar paros parciales en su proceso productivo, días después del terremoto, por la falta de un importante componente electrónico para los motores diésel que impulsan las unidades de la firma, que es fabricado por la empresa Hitachi en Japón.

Fuentes cercanas a Citröen consultadas por ECD explican que en la compañía se trabaja ya con el convencimiento de que el nivel de producción se irá recuperando en los próximos días. El efecto del desastre ha reducido en 2.565 vehículos la fabricación en la factoría viguesa en la primera semana tras el tsunami.

La planta de General Motors (Opel) en Figueruelas (Zaragoza) tuvo que cerrar durante una jornada y media la primera semana después de los acontecimientos de Japón. La empresa está tratando de abastecer a sus plantas europeas, incluida la zaragozana, recurriendo a suministradores estadounidenses. La falta de un componente procedente del país nipón, que impide concluir la cadena de montaje, ha rebajado la producción en 2.400 coches esa semana.

Otras empresas han sufrido menos trastornos. En el caso de Nissan y Renault, las piezas se reciben en España cada dos o tres meses. Esto ha provocado que ambas compañías cuenten con stock suficiente en sus almacenes y sus plantas puedan responder, por el momento, a la falta de abastecimiento japonés.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··