Domingo 22/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

El fracaso de Miguel Sebastián y Moratinos provocó que Felipe González utilizara sus buenas relaciones con Argelia para ayudar a resolver el conflicto Gas Natural-Sonatrach

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El pacto entre Gas Natural Fenosa y Sonatrach se traduce en un acuerdo sobre las revisiones de los precios de suministro de gas entre 2007 y mayo de 2010, por el que la española pagará 1.310 millones de euros al grupo estatal argelino. Las importantes gestiones del consejero delegado, Rafael Villaseca, apoyadas por las buenas relaciones de Felipe González con Argelia, fueron claves para el acuerdo.

A cambio de lo que se considera una rebaja de las exigencias del laudo, que incluía facturas por casi 1.500 millones de euros por las desviaciones de precios del trienio 2007-2009, Sonatrach tomará una participación en el capital de Gas Natural del 3,85%.

Fuentes empresariales, a las que ha tenido acceso El Confidencial Digital, explican que la mayor parte de las negociaciones entre los responsables de Gas Natural y Sonatrach se han producido en territorio argelino.

Los viajes entre Barcelona y Argel han sido frecuentes desde el estallido del conflicto en agosto de 2010. Las conversaciones se iniciaron con una visita oficial del ministro de Industria, Miguel Sebastián, a la capital argelina en octubre pasado, donde se entrevistó con su homólogo en aquel país, Youcef Yousfi.

También el ex titular de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos se movilizó, en alguna ocasión, para defender los intereses de la empresa española.

Sin embargo, según las fuentes consultadas, las gestiones de ambos miembros del Gobierno no resultaron suficientes ante la dura resistencia de la anterior cúpula de Sonatrach. Desde el Ejecutivo siempre han tratado de ser exquisitos en la relación con Argelia, donde hay intereses de otras empresas españolas.

En este contexto, el papel de uno de los fichajes estrella de la compañía, el del ex presidente del Gobierno, Felipe González, ha resultado decisivo para alcanzar la paz, unido al del equipo directivo de Gas Natural, con numerosos viajes a Argel del primer ejecutivo del grupo, Rafael Villaseca, otro de los grandes artífices del pacto.

El ex jefe del Ejecutivo, como consejero independiente de la empresa, utilizó sus buenas relaciones en el Magreb como, por ejemplo, con el propio ministro de Energía de Argelia, para intentar desbloquear el conflicto. También, el cambio en la cúpula directiva de la gasística argelina, con mayor voluntad de entendimiento que la anterior, se convirtió en pieza clave para resolver las diferencias entre Gas Natural Fenosa y Sonatrach.

Las buenas relaciones de Felipe González en el Magreb

El ex presidente del Gobierno fue protagonista durante su mandato de la resolución del primer conflicto con Argelia por incumplir contratos de compra de gas firmados en los años 70.

Tras pasar por la Cámara de Comercio Internacional de Ginebra, el problema se resolvió en 1985 con un nuevo tratado a 20 años que permitió a España reducir su volumen de compras a cambio de una indemnización de 500 millones de dólares.

En aquel momento, la solución requirió de acuerdos bilaterales entre ambos países, como la concesión de créditos españoles de bajo interés a Argelia, que a su vez se comprometía a comprar armamento y equipación industrial pesada a España.

Además, Felipe González fue protagonista de la firma como presidente del Gobierno, a finales de los años 80, de un acuerdo trilateral para la construcción de un gaseoducto para España con Argelia atravesando Marruecos, que permitió que en 1996 entrara en funcionamiento el gaseoducto Magreb-Europa, permitiendo extender el uso y distribución de esta fuente de energía por toda España.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·