Dinero

La mayor fundación de España, la obra social de las cajas, en riesgo de extinción. La crisis ha reducido a la mitad el presupuesto y sigue bajando porque no hay beneficios

Crece en las cajas de ahorro la preocupación por el futuro de la obra social, la mayor fundación que existe en España si se suma la inversión en este capítulo de todas las entidades. Han entrado en riesgo de extinción.

Por presupuesto, se puede considerar la segunda fundación del mundo, sólo detrás de la de los millonarios norteamericanos Bill Gates y Warren Buffet, dueños de los imperios de Microsoft y del holding financiero Berskhire Hataway, respectivamente.

El rumbo que va tomando la reforma financiera del ministro De Guindos está levantando ronchas, ya que los saneamientos y provisiones, cada vez más exigentes y sobre toda clase activos, van a acabar por asfixiar los balances y cuentas de resultados de las cajas. Y, si no hay beneficios, se acabó la obra social.

Dos mil millones en 2008

Las cajas dedicaban en los últimos años, de media, el 25% de sus beneficios a la labor social, asistencial, educativa y cultural, y en algún año llegaron a asignar a estas labores el 27,5 % de los resultados anuales.

Los datos revelan un rumbo incierto, peligroso y amenazador para esta emblemática actividad que suple las carencias del Estado de bienestar y de la beneficencia social.

Las cifras desvelan ese peligro. En el año 2008 gastaron en obra social 2.058 millones de euros, el presupuesto más alto de toda su historia, que coincide con el record de sus beneficios. Pero desde 2009, cuando arrecia la crisis, el gasto social ha cogido la cuesta abajo.

Ese año ya solo ascendió 1.775 millones, en el 2010 bajó a 1.462, y el año pasado, en el 2011, estuvo en torno a 1.000 millones, dato provisional ya que las cajas no han cerrado la ejecución de su presupuesto. O sea: en cuatro años la obra social ha bajado a la mitad en su presupuesto… y seguirán bajando mientras dure la crisis. Todo ello con el dogal de la reforma financiera apretando el cuello.

Millones de personas

Medios de la Confederación de Cajas de Ahorro, a los que ha tenido acceso El Confidencial Digital, destacan que en la reforma financiera se está jugando algo muy serio, que afecta a millones de personas beneficiarias de la obra social.

Si el Gobierno no establece algún tipo de garantías para la supervivencia y la asignación presupuestaria, su futuro está en el aire. De momento, existe una dotación en todas las cajas que garantiza la supervivencia de la obra social durante algunos años, pero la pregunta es cuántos. En principio pocos, por los saneamientos brutales a que están abocadas las entidades financieras todas, cajas y bancos.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?