Martes 22/08/2017. Actualizado 14:01h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Defensa

El Ejército del Aire prepara un certificado de aptitud para evitar las fugas de los controladores militares en activo a la aviación civil

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los trabajos se están realizando de la manera más discreta y reservada. Se trata de un proyecto del Ejército del Aite para crear una nueva licencia para los controladores aéreos de ámbito castrense. Este certificado tendrá menos requisitos que el de controlador civil, evitando así una fuga a la aviación comercial.

El pasado 16 de octubre se publicó en el Boletín Oficial del Estado el Real Decreto 1516/2009, de 2 de octubre, por el que se regulaba la licencia de controlador de tránsito aéreo. En ese RD se establece que la licencia de controlador aéreo en el ámbito del cielo único europeo es única y que abarca a todos los países de la Unión.

Según fuentes militares el nuevo certificado de aptitud en el que se está trabajando vendría a sustituir a la licencia de controlador, pero con menos requisitos haciendo inviable que un controlador militar pueda desempeñar su trabajo en la aviación civil.

Los trabajos para darle forma a ese certificado de aptitud se están desarrollando de forma discreta y reservada en la madrileña base de Torrejón de Ardoz, según ha podido saber El Confidencial Digital. Allí se encuentra el GRUCAO, Grupo de Circulación Aérea Operativa. Su misión es coordinar las distintas dependencias de control aéreo que hay en el ejército.

Por parte de la administración se intenta evitar con esta medida la fuga de estos controladores militares a un mercado abierto cuya remuneración es más elevada que la que hay dentro del ejército. Aunque algunos de ellos advierten que no es la cuestión monetaria la que les mueve “porque queremos seguir en el ejército y estamos aquí por vocación”, según señalan a ECD.

Algunas fuentes advierten incluso de una presión constante de los mandos hasta el punto de amenazar con la pérdida del destino a controladores con más de 20 años de experiencia en el puesto de control.

La justificación de la administración para desarrollar esta nueva figura del certificado es que los controladores militares no siempre desarrollan su trabajo en aeropuertos civiles. Si bien es cierto que en aeropuertos como Valladolid, Salamanca, León, Torrejón, Albacete, Badajoz o San Javier son los controladores militares los que prestan el servicio de control, tanto el militar como el civil.

Fuentes militares consultadas por ECD añaden además que los requisitos para conseguir la licencia que permite regular el tránsito civil y militar son de obligado cumplimiento. No solo hay que pasar un curso de formación, sino disponer de un certificado médico, tener una habilitación y estar en posesión del certificado operacional 4, que hace referencia al idioma inglés.

En éste último caso las deficiencias son notables. Buena parte de los controladores que se examinan no superan los niveles exigidos, por lo tanto no obtendrán la licencia solicitada. Muchos de ellos además realizan cursos de inglés on line sin que se alcancen los objetivos requeridos.

Desde que entró en vigor la directiva de la Unión Europea sobre la licencia comunitaria, en mayo de 2006, los países han tenido dos años para que se adaptara la norma a la propia de cada país. Ese plazo se aumentó en otros dos años en el caso del inglés. Plazo que acaba este próximo 17 de mayo.

La expedición del nuevo certificado de aptitud permitiría rebajar las condiciones, evitando que el ejército se quedara con un vacío de controladores, tanto de los que están en activo como de los que quieren sacarse la licencia.

Algo parecido ocurrió a principios de los años 90 cuando hubo una ‘fuga de pilotos’ del Ejército del Aire a la empresa privada. Pilotos militares con 40 años de edad emigraron del ejército al sector civil para mejorar sus condiciones de trabajo.

A partir de octubre todos los controladores civiles y militares que controlen tráfico de la aviación aérea general (aeronaves civiles y militares) deberán estar en posesión de la licencia que regula el RD 1516 ya que la anterior normativa quedará derogada.

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·