Domingo 11/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Medios

El Gobierno dominicano “anima” el debate sobre los límites de la información en Internet y censura a la prensa electrónica

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un decreto promulgado recientemente por el presidente de la República Dominicana, Leonel Fernández, contempla sanciones para quienes, mediante los medios electrónicos, “irrespeten a las autoridades legítimamente constituidas y las instituciones públicas”.

Un decreto promulgado recientemente por el presidente de la República Dominicana, Leonel Fernández, contempla sanciones para quienes, mediante los medios electrónicos, “irrespeten a las autoridades legítimamente constituidas y las instituciones públicas”.

 

Curiosamente, la medida fue firmada el pasado 7 de mayo aunque hasta diez días después no se ha hecho oficialmente pública por el Gobierno. Según informan varias agencias de noticias latinoamericanas, las críticas no se han hecho esperar por parte de periodistas y personalidades del mundo jurídico.

 

El director del periódico Listín Diario, Miguel Franjul, se refirió al decreto como “abusivo y violatorio” y el director ejecutivo de la Fundación Institucionalidad y Justicia, el jurista Servio Tulio Castaños, se unió a las voces de rechazo.

 

Franjul manifestó que la disposición refleja actitudes propias de la dictadura de Rafael Leonidas Trujillo, quien gobernó República Dominicana con mano férrea y dictatorial durante 31 años (1930-1961). Según Castaños, se trata de una medida “absurda, porque violenta el derecho a la libre expresión consignada en la Constitución dominicana”.

 

Hay que decir que dentro de este paquete de medidas de censura decretadas por el Gobierno dominicano ha producido también gran malestar entre los periodistas otra disposición legal que ordena que “ningún locutor podrá transmitir noticias alarmantes tales como: fuego, ciclones, terremotos, maremotos e inundaciones, sin que esta noticia haya sido aprobada y debidamente autorizada por la autoridad competente”.

·Publicidad·
·Publicidad·