Sábado 27/08/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Medios

PEDRO J. RAMÍREZ, fundador de El Español

“El día en que Rajoy deje de ser presidente del Gobierno, desaparecerá por completo de mi vida”

Después de El Mundo, Pedro J. Ramírez está fundando un universo periodístico nuevo. En un otoño en el que caen las hojas de la prensa, el clásico del periodismo español parirá en conjunto El Español, el primer diario probeta con 5.624 padres...

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Se hace llamar “el arponero”, y de ingenuo tiene lo que yo te diga. Apóstata del papel. Converso al audímetro del click. Un niño con periódico nuevo y experiencia vieja. El hombre al que España le ha visto todo está de seis meses, y le quedan otros seis para que nazca El Español. El confidente de todos los presidentes. El hombre que sabía demasiado. El ídolo o la equis sobre las dianas. Escritor. Actor. Renovador. Empieza por P: Púgil. Personaje. Piloto. Pastor. Pensador. Picador. Picapedrero. Primicia. Paracaidista. Polémico. Patriarcal. Parlante. Portada. Periodista… En ningún caso, pasapalabra…

Pedro J. en su despacho de El Español, desde donde cocina “el mejor de los tres periódicos que voy a dirigir”. Pedro J. en su despacho de El Español, desde donde cocina “el mejor de los tres periódicos que voy a dirigir”. Álvaro García Fuentes (@alvarogafu)

Un artículo de...

Álvaro Sánchez León / @asanleo

Más artículos de Álvaro Sánchez León / @asanleo »

El pasado 1 de enero, Pedro J. Ramírez dio la campanada número 13. Mientras en Canal Sur se comían las uvas de la dislexia, el ex director de Diario 16 y fundador y ex director de El Mundo anunciaba que montaba su portal. Y arrancó El Español. Un blog. Los primeros fichajes. Una campaña de crowdfunding. 5.624 devotos que apoquinan de sus carteras. Y dentro de medio año, cuando el verano se oxide, nacerá, con el sudor de frentes frescas, su tercer periódico, en esta ocasión, cien por cien digital.

20 días después del cese de Casimiro García-Abadillo, el señor de la prensa con tirantes nos recibe en su despacho 3.0. En la sede de El Español hay camisetas de manga corta, cajas de mudanza, pósters aparcados en busca de una alcayata. Tecleo reflexivo de fondo. Gente joven. Informáticos y periodistas arrejuntados. Huele a I+D+i periodística. Huele a laboratorio en un garaje de startups.  

Mezcle usted la tinta de sus venas, su experiencia, los libros leídos y los libros pensados, las conversaciones archivadas, los SMS recibidos… Añada su amistad íntima con los presidentes de la Democracia, y su consecuente enemistad publicada cuando el bus de la confianza se pasó tres pueblos.

Sume su historia, su personaje, su aureola, su pluma bífida, su amor/odio, sus gónadas, sus fans, sus enemigos, su verbo liberal, su porte de Primera Plana, su carácter, sus dimes, sus diretes. Y remueva la coctelera mientras lee esta entrevista. Así. Bien.

El arponero ingenuo nos abre las puertas. Sí, va con tirantes. No, hoy la corbata es discreta. Y no, no me he fijado en el color de los calcetines. Vine a escuchar, a interpretar sus gestos, a saber si a un periodista libre se le puede preguntar cualquier cosa. Y me he encontrado con este tsunami…

30 de abril. Monedero dimite. A Casimiro le echan. ¿Cómo vivió usted esa noticia?

Con lo de Monedero me pareció que empezaba a cumplirse el principio de que la revolución devora a sus hijos. Desde ese momento surgió la idea de escribir una carta trazando un paralelismo similar a aquel episodio en el que Robespierre guillotina al verdugo. El símil era fácil con la purga de los radicales dentro del club de los jacobinos.

Respecto a lo de mi antiguo periódico, ya he dicho que me alegro mucho de que el tercer director de El Mundo salga también de la cantera, y en el caso de David me alegro doblemente, porque es una persona que siempre he considerado muy cercana en lo personal, y en lo profesional. Ha habido algún momento clave en la historia del periódico en el que la persona que he tenido más cerca ha sido él. En concreto, cuando fuimos a Pakistán a recoger el cadáver de Julio Fuentes tras haber sido asesinado en Afganistán. Son momentos en la vida que se graban para siempre.

En el momento de su nombramiento David era accionista de El Español, y sigue siéndolo. Yo sabía que él sólo se quedaría en El Mundo si le hacían director.

¿Y si no, se hubiera ido con usted a El Español?

Básicamente, sí.

¿Cómo vivió el cese de Casimiro?

En su despedida, él tuvo un gesto al hacer una referencia muy elogiosa hacia mí. Y yo se lo he agradecido pública y privadamente. La verdad es que me acuerdo más de las cosas que pasaron hace tiempo que de las cosas recientes, y tengo muy buenos recuerdos de las cosas que vivimos juntos cuando Casimiro trabajaba conmigo en El Mundo.

¿Cree usted que la excusa digital es la razón real de este relevo en la cumbre?

Pues la verdad es que tampoco me he puesto a investigar, y casi te diría que no me importa. Es que yo estoy ya en otra cosa…

Diez preguntas cortas sobre El Español:

1. ¿Hay fecha concreta de salida?

Después del verano. Nos gustaría salir en septiembre, pero saldremos cuando estemos a punto.

2.  ¿El proyecto incluye algo de papel?

No.

3. ¿Será la primera redacción española con mayoría de freelances?

No. Vamos a tener una redacción muy nutrida. Habrá colaboradores, pero no serán la mayoría de los que hagan el periódico.

4. ¿Algún accionista de los que usted no esperaba?

Entre 5.624 ha habido muchas sorpresas. En algunos casos, por la cuantía. En otros, por la propia identidad del accionista. Lo que no esperaba era llegar a 5.624.

5. ¿Alguna ausencia especialmente relevante para usted?

Siempre puede haber algún amigo ausente… Pero nadie significativo.

6. ¿A cuántos de El Mundo ha tocado ya para traerlos a El Español?

A los que se han venido.

7. ¿Algún mensaje sutil del Gobierno de Rajoy ante el nuevo proyecto?

No creo que el Gobierno de Rajoy tenga mucha capacidad de sutileza en general, ¿no?...

8. Hay quien piensa que El Español tiene aires de venganza. Usted ha explicado ya varias veces que no. Pero algunos creen que sus arpones dominicales van siempre directos a la misma yugular…

Bueno… No sé… Ayer escribí un artículo sobre Ciudadanos, y era crítico con el PP, pero también con el PSOE… Por otro lado, sólo hay un Gobierno en España, y el periodismo tiene que ser crítico con el poder. Desde luego, el día en que Rajoy deje de ser presidente del Gobierno, desaparecerá por completo de mi vida.

9. En las próximas elecciones generales El Español estará ya en la calle. ¿Se notará?

Espero que sí. Creo que seremos capaces de establecer un hito en el desarrollo del periodismo digital en España. Seremos un medio innovador y diferente.

10. ¿Cuáles son las prioridades de aquí al verano?

Lo más importante que tenemos entre manos es el desarrollo tecnológico, que es lo que resulta más trabajoso. Para publicar un periódico impreso basta con trazar unas rayas en el papel y contratar a un impresor. Aquí, no. Aquí tienes que desarrollar el código de un producto distinto a los demás con un soporte tecnológico de una complejidad tremenda.

Las otras dos prioridades son la organización y preparación de la junta general de accionistas de El Español, convocada para el 27 de junio, y seleccionar a la redacción.

¿Será un periódico muy diferente?

Ese es el propósito. Quiero que sea un medio de referencia desde el primer momento, de la primera división en la que están los que vienen del papel, a los que les está yendo mejor en el mundo digital. Espero que El Español esté entre esa media docena de medios desde el principio.

No sé cuál será nuestra tasa de crecimiento. Tampoco me importa si vamos a crecer muy deprisa, o no. Realmente, el proyecto no depende de la velocidad del lanzamiento. Lo que sí espero es poder demostrar que no hace falta papel, como dice la razón social de nuestra compañía editora, para cumplir las funciones que tradicionalmente han cumplido los medios escritos, y ser, además, más atractivo para los lectores, y más eficiente, como modelo de negocio.

Un breve repaso a la historia de la política contemporánea española para hacernos cargo de cómo piensa:

¿Quién le ha defraudado más: Aznar o Rajoy?

Mucho más Rajoy. Con Aznar podía estar de acuerdo o en desacuerdo, y yo tuve algunos choques muy frontales, porque cometió grandes equivocaciones, como el apoyo a la invasión de Irak, o al principio, su decisión de no desclasificar los papeles del CESID, pero, en conjunto, Aznar se presentó con un programa y trató de aplicarlo.

Rajoy, desde el principio, ha incumplido todas sus promesas esenciales. En materia económica, de regeneración política, al no modificar la forma de elección del Consejo General del Poder Judicial, algo que para mí es un pecado casi mortal, porque perpetúa su politización… Ha hecho lo contrario de lo que había prometido a las víctimas del terrorismo, y ha dilapidado su mayoría absoluta sin hacer ninguna de las grandes reformas estructurales que había anunciado… En fin, para mí Rajoy está siendo un desastre de gobernante.

Usted, que ha visto a Aznar en pijama…

…Hombre, tanto como en pijama… Lo he visto en pantalón de deporte, porque hubo una época en la que jugamos al pádel.

Tengo en la cabeza aquella imagen de usted, Rato, su ex mujer, y los Aznar Botella en el balcón de una misma casa…

Aquello es lo del balcón de Carabaña, que fue la más casual e inesperada de las circunstancias. Nos había invitado Rato a almorzar en su casa de Carabaña un Viernes Santo. Nosotros tenemos una finca bastante cerca y había invitado también a los Aznar. Nuestros hijos y los de Aznar, que eran más o menos de la misma edad –han pasado 20 años de aquello- se empeñaron en participar como extras en la representación de la Pasión que, de manera itinerante, se hacía por las calles de Carabaña.

Hubo un medio local que sacó esa fotografía del balcón, y a partir de ese día hubo mucha gente que se rasgó las vestiduras. Yo estoy orgullosísimo de esa foto no buscada, pero que demostraba que tenía capacidad de acceso a quienes en ese momento estaban decidiendo el futuro de España. Estaban en plena fase de formación del Gobierno.

También tuve ese mismo acceso con Felipe González, antes de que ocurriera todo lo de los GAL. Con Rajoy también hubo mucha cercanía personal, y con Zapatero… Tener acceso y entender el factor humano creo que es la única manera de poder entender los actos de los gobernantes. Luego, el gobernante que te deja acercarte espera que le trates bien, y como inexorablemente llega un momento en que no estás de acuerdo con lo que hace, le criticas, y entonces siempre se produce el distanciamiento más o menos agrio. Las relaciones entre los políticos y los periodistas siempre terminan mal.

Pedro J. habla claro, con la voz y con el cuerpo. Es periodista, pero tiene alma, pose y gesto de actor de teatro. Pedro J. habla claro, con la voz y con el cuerpo. Es periodista, pero tiene alma, pose y gesto de actor de teatro. Álvaro García Fuentes (@alvarogafu)


¿Algún amigo de ese estilo que haya entendido bien que su papel era ser buen periodista?

El más tolerante, con diferencia, fue Zapatero. Fue el que más encaje tenía para aceptar la crítica, siempre que fuera respetuosa y no entrara a la descalificación personal o familiar. Pero siempre aceptó la crítica política por dura o acre que resultara, y eso nunca desestabilizó la relación de confianza que yo mantuve con él.

Usted conoció bien a Aznar, ¿piensa que puede terminar siendo la equis en alguna de las tramas corruptas que afectan al PP?
Él tiene la responsabilidad política de no haber evitado que en la calle Génova germinara una trama de corrupción. Lo que veo es que el auge de esa trama se corresponde con la etapa en la que él ya estaba en Moncloa. Si Aznar estuviera hoy en la vida política, creo que habría motivos para exigirle responsabilidades, y decirle: “Tú no puedes seguir en primera línea después de lo que se demuestra que pasaba en tu tiempo”. Como no es el caso, la única manera de que pudiera estar implicado es que exista una responsabilidad penal, y la verdad es que no creo.

Sin embargo, estos días Aznar ha entrado en la campaña electoral del PP. No sé si por convencimiento personal, o porque prefiere estar a bien con el partido por si acaso…

Es posible. Con su participación en la campaña, Aznar ha dicho “que por mí no sea” y “que no quede para la historia que yo contribuí al desastre del PP por acción o por omisión”. La realidad es que en estos días de campaña se ha comportado como un hombre de partido, en todo lo que eso tiene de negativo. Es decir, ha intervenido sin hacer la menor autocrítica, con el maniqueísmo propio de quien asegura que todo lo bueno lo hemos hecho nosotros, y todo lo malo es cosa de los demás.

¿Pedro Sánchez tiene algo de estafermo?

Hasta ahora no creo que le haya caracterizado el inmovilismo. Casi podríamos decir que le ha caracterizado lo contrario. Ha sido más veleta que estafermo. El estafermo por antonomasia es, y será en la historia política española, Rajoy.

Veo que hay gente de lo más variada que se refiere ya a Rajoy como el estafermo, y me sorprende. Es un término que le adjudiqué en el artículo que no pude publicar en el periódico que yo había fundado, y tuve que colgarlo en un portal norteamericano. Esa metáfora retrata muy bien lo que ha sido su actitud política, su conformismo, su falta de vitalidad a la hora de ejercer el poder.

¿Qué piensa cuando ve a Felipe González dando consejos desde las tarimas con más pedigrí del panorama nacional?

Él es parte del sistema y del establishment formado por el bipartidismo que ha gobernado España desde el comienzo de la Transición, y es el fruto de una partitocracia en la que el poder se ejerce de arriba a abajo, y no al revés. Siempre quedará marcado, y está ya en la hemeroteca de la historia, por su implicación y su responsabilidad en una trama de terrorismo político que promovió secuestros y asesinatos, y eso es incompatible con la imagen de un demócrata.

¿Esperanza Aguirre está jugando bien su último partido?

Lo sabremos mañana. Es el partido más difícil que tenía, porque ella tiene una responsabilidad in eligendo y una responsabilidad in vigilando en relación con toda la corrupción del PP de Madrid. Es verdad que sigue siendo un personaje muy atractivo para sus electores, para su base social. Tiene una gran capacidad de empatía con la gente de la calle, como se demuestra cada vez que entra en campaña. Creo que va a tener mejor resultado de lo que dicen algunas encuestas.

¿Cuántas líneas rojas ha traspasado Artur Mas?

Desde el punto de vista de la legalidad, lo dirán los tribunales. Desde el punto de vista del sentido común y del buen criterio político, digamos que lo suyo viene siendo ya una larga derrapada. Ha movilizado e implicado a muchos catalanes en un proyecto de imposible éxito, de callejón sin salida. Está dilapidando y despilfarrando las energías de muchos catalanes en un proyecto quimérico y absurdo. Como decía Cánovas, en política, lo que es imposible, no existe. No es posible que Cataluña se independice de España dentro de la Unión Europea, y no va a haber ningún colectivo dentro de la Europa occidental que prefiera estar fuera de ese paraguas y de ese ámbito común para desarrollar unas fantasías de dudoso arraigo histórico.

¿El PSOE tiene resortes para ser ave fénix?

La situación del PP no es grave, está en el Gobierno, y va a seguir estándolo, aunque pierda las mayorías absolutas en muchos sitios, pero es desesperada, porque no tiene ninguna capacidad de auto-regenerarse mientras esté en el poder. Yo auguro al PP una agonía muy prolongada y muy estéril: no veo que haya, a corto plazo, capacidad de regenerarse de ninguna manera.

En cambio, en el PSOE podríamos decir lo contrario: aparentemente su situación es grave, pero no es desesperada, porque tiene más capacidad de reinventarse. El PSOE es un partido más proteico que el PP, entre otras cosas, porque tiene mucha más democracia interna. Cuando el felipismo quedó agotado y desprestigiado, eligieron a Zapatero. Cuando el periodo de Zapatero concluyó también en un profundo descrédito, en seguida que se vio que Rubalcaba tenía lo peor de los dos periodos anteriores, se le obligó a dar un paso atrás, y eligieron entre dos candidatos jóvenes, como Pedro Sánchez y Madina. Además, en Andalucía sustituyeron a los viejos cocodrilos por Susana Díaz. Creo que tanto Pedro Sánchez como Susana Díaz tienen mucho más futuro político, desde luego, que Rajoy.

¿Cospedal?

La veo muy atrapada en las mentiras que ha dicho públicamente en relación con el Caso Bárcenas y otros asuntos adyacentes. La veo como una persona muy ambiciosa y con muy pocos escrúpulos, y en una situación muy poco comprensible por parte de los ciudadanos de Castilla-La Mancha, compatibilizando la presidencia de la comunidad autónoma, con su posición como secretaria general en Génova. Nadie lo entendería si se tratara de Galicia, o de Valencia, o de Andalucía… Aparentemente no se puede ser la responsable de todo, y a la vez, la responsable de una parte.

¿Quién pasará el siguiente round: Cospedal, Soraya Sáenz de Santamaría, las dos, o ninguna?

Si el siguiente round es el día en que llegue la renovación del PP de manera democrática, lo cual ocurrirá cuando esté en la oposición, no creo que ninguna de las dos vaya a tener ningún papel importante.

¿Qué es ser liberal en el siglo XXI?

Pues lo mismo que en cualquier otro siglo: defender de manera integral la libertad. Es decir, no hacerlo de manera selectiva como hace la izquierda cuando defiende los derechos humanos, pero se olvida de la libertad de empresa, o de la libertad de enseñanza. No hacerlo de manera selectiva cuando la derecha defiende la libertad económica, porque tiene empresas, o la libertad de cátedra, porque tiene colegios o universidades, pero se olvidan de las libertades políticas o de los derechos humanos. El liberal defiende integralmente la libertad en todos los ámbitos y en todos los debates.

Me han contado que cuando era universitario tenía un póster gigante de Marx en su habitación…

Pues yo no me acuerdo de eso…

Al parecer era un póster bastante grande que compró en Londres…

Podría ser, pero lo debí tener poco tiempo… Es verdad... Ahora que me dices lo de Londres, ya me acuerdo. Sí, pero duró pocos meses. Yo nunca he sido ni comunista, ni franquista, ni fascista, ni nada por el estilo… Siempre he defendido las mismas ideas de hoy. Me marcó mucho mi paso por Estados Unidos y vivir allí todo el episodio del Watergate… Lo del póster fue en mi etapa universitaria, antes de mi paso por Estados Unidos, y era sencillamente un adorno.

¿Podemos es una metáfora o una catarsis real?

Podemos es la expresión de un gran descontento y de la frustración de mucha gente, frente a la manera en que, tanto el PP como el PSOE, han gestionado la crisis económica, y han ocupado todas las parcelas de la vida pública en connivencia con el poder económico. Hay motivos para denunciar a la casta. Debo decir que algunos ya utilizábamos esa denominación mucho antes de que naciera Podemos. Tres o cuatro años antes de su aparición les dimos el Premio Internacional de Periodismo a los dos periodistas italianos que habían escrito un libro, precisamente, titulado La casta, que denunciaba los privilegios que, en Italia, como en España, tenían los profesionales de la política.

En conjunto, Podemos, hasta ahora, ha sido un fenómeno más positivo que negativo para la vida política española, porque ha servido de revulsivo y ha roto el ciclo de la resignación, mostrando el camino para que otros, como Ciudadanos, estén planteando también una enmienda profunda a la partitocracia dominante. Han demostrado que, partiendo de muy poco, se puede conseguir mucho si representas la sensibilidad de una parte de la ciudadanía. Por lo tanto, hasta ahora, considero positivo para la democracia española el fenómeno de Podemos. Otra cosa es que esté de acuerdo con sus ideas, con sus propuestas, y con sus propósitos. Ya veremos el día que gobierne alguna institución –si gobierna- qué es lo que pasa.

¿Usted también cree que el Íbex 35 es casta?

Es una casta en sí misma, porque tiene gran parte de los defectos que tiene la casta política de la partitocracia. Ahí vemos como la mayoría de las grandes empresas se gobiernan de arriba abajo, y los accionistas son convocados exclusivamente para corroborar las decisiones que ya se han tomado. Vemos cómo los órganos de gobierno se conforman con personas próximas al presidente o al consejero delegado, y más que representar a los accionistas, representan a los ejecutivos. También vemos cómo forman una especie de coto cerrado en el que existe un alto nivel de coordinación al tomar las decisiones, y vemos cómo hay constantemente puertas giratorias, o al menos, pasos levadizos entre el poder político y el poder económico. Creo que son dos expresiones de la misma concentración de poder contra la que se están rebelando los ciudadanos.

¿Se ve como el Podemos de los medios?

¡No! Si con eso se pretende identificar el inconformismo, la denuncia, la crítica al sistema, la disposición a no pasar por el aro, pues no sé cuál sería la definición, pero eso es lo que El Español va a representar. Nosotros vamos a defender ideas muy distintas a las que defiende Podemos, incluso antagónicas.

¿En sus 25 años al frente de El Mundo hubo algún patinazo serio que no debió cometer?

Durante tantos años dirigiendo periódicos es inevitable que quede la sensación de que tal día no estuvimos finos titulando, o no nos dimos cuenta de aquel enfoque de una historia, o debíamos haber apostado más por esto, o menos… No puedo decir nada en particular. Lo que sí puedo decir es que no me arrepiento de nada, porque, si alguna vez cometimos errores, que seguramente sí, fue desde la buena voluntad, desde la honestidad, desde el convencimiento de que las cosas eran como nosotros decíamos. Jamás publicamos algo que nosotros pensáramos que no fuera cierto.

¿Qué gran periodista se le escapó de las manos… de momento?

En El Mundo, en las distintas etapas, hemos tenido a casi todos los grandes de la prensa española, pero voy a decir dos casos de dos columnistas a los que tiré los tejos, pero por razones distintas, ni uno ni otro estuvieron en El Mundo: Alfonso Ussía y Gregorio Morán.

¿Intentará conquistar para El Español a Miguel Ángel Mellado o Eduardo Inda, y a los ex de El Mundo que han abandonado el barco durante la etapa de Casimiro, no sé si por motivos personales, o porque han sido animados a irse?

Los dos son dos grandes periodistas, y estaría encantado de que los dos trabajaran conmigo. Sus circunstancias personales y profesionales son muy distintas. Tiempo al tiempo.

El fundador de El Español es un escritor de pluma bífida y un cronista eminente de la actualidad política española. El fundador de El Español es un escritor de pluma bífida y un cronista eminente de la actualidad política española. Álvaro García Fuentes (@alvarogafu)


Un test rápido. Verdadero o falso:

1. Pedro Jota es menos vanidoso en la medida en que pasan los años.

Probablemente sea verdadero. El tiempo aplaca todos los defectos...

2. No está usted en la Academia de la Lengua porque Cebrián domina ese cotarro.

Falso. La verdad es que esa es la última de mis aspiraciones. Es algo en lo que no he pensado ni una sola vez.

3. Nunca le ha interesado ejercer el poder político.

Verdadero.

4. Al pádel le ganan ya casi todos sus amigos...

Verdadero… Bueno, no, no, ¡falso!, porque tengo amigos que son muy maulas… Me ganan sólo casi todos los buenos…

5. Rato es la historia de un buen hombre con demasiado poder.

Falso. Hay cosas que un buen hombre no haría nunca.

6. Los SMS de Bárcenas se los enviaron desde Génova.

Falso.

7. Gracias al doctor Villamor ahora tiene más cintura. En general.

Eso es verdadero. Me operó con gran éxito de las caderas...

8. La abdicación del Rey tuvo que ver con las noticias de Ana Romero en su etapa como director de El Mundo.

En sentido general, verdadero.

9.  El 60% de los redactores de El Mundo nunca habló con usted una palabra.

Falso.

10. Trabajar con gente joven le ha hecho sonreír más y controlar menos.

Es cierto que paso por una de las etapas más felices de mi vida.

11. La cabeza de Benedicto XVI y el corazón del Papa Francisco le acercan tímidamente al Catolicismo.

Yo era más de Juan Pablo II por su personalidad, por su carácter vital. De Benedicto XVI me gustaba su dimensión intelectual, y el Papa Francisco me atrae más como fenómeno informativo que por su manera de ejercer el papado. Hacía tiempo que no me cabreaba tanto con un Papa como cuando dijo aquellas cosas incomprensibles y evasivas que servían, de alguna manera, para justificar el atentado de Charlie Hebdo. La verdad es que Francisco no me está gustando. Me pareció una gran historia, pero como Papa no es alguien que me acerque, precisamente, a la praxis del Catolicismo…

He leído que sus compañeros de facultad siempre pensaron que sería actor de teatro. ¿Ha habido teatro en su vida profesional? Quiero decir: ¿Ha actuado usted alguna vez más de la cuenta?

No soy yo el que lo debe contestar… Lo que es cierto es que siempre me interesó la relación entre la estructura del hecho informativo y del hecho teatral. Mi tesis de fin de carrera versaba sobre eso: Hacia un nuevo teatro informativo, y estaba basada en el estudio de los documentalistas alemanes, de Peter Weiss y sus discípulos. Toda actividad pública tiene un punto de representación. Esto no es necesariamente negativo. Uno de los grandes defectos de nuestros políticos sigue siendo lo mal que se expresan en público. Que la mayoría de ellos no sean capaces de pronunciar un discurso sin leerlo demuestra que hay un déficit de capacidad representativa en la vida pública española.

Dos adjetivos sobre su equipo actual para saber por dónde van los tiros de su plantilla:

Fernando Baeta

Es el periodista más completo que he conocido nunca. Lo ha hecho todo bien en actividades y áreas muy distintas. Tiene la integridad y el entusiasmo que son intrínsecos al periodismo. Para mí es el periodista integral.

María Ramírez

Me cuesta mucho hablar de ella por razones obvias, pero creo que es una periodista excepcional a la que, hasta ahora, le ha perjudicado mucho ser mi hija. Creo que tendrá un papel muy importante en el periodismo español a partir de ahora.

Eduardo Suárez

Es el mejor periodista joven que llegó nunca a la redacción de El Mundo sin experiencia previa. Su premio García Márquez del año pasado lo acredita ahora como uno de los mejores reporteros en castellano del mundo.

Daniel Basteiro

Está siendo un descubrimiento extraordinario. Prácticamente no le conocía, lo fichamos del Huffington Post y está siendo una gran revelación como periodista político.

Jordi Pérez Colomé

Le he conocido en la fase de lanzamiento de El Español, y es un storyteller extraordinario y un gran narrador. Las piezas largas que ha escrito sobre Echenique y Albert Rivera, y lo que ahora ha hecho en el pueblo de Junqueras… Creo que va a ser una de las grandes firmas de El Español.

María Peral

Es la mejor periodista de tribunales de España, y es un modelo para los periodistas de varias generaciones, por su honestidad a prueba de bombas, y por su rigor al escribir sobre temas complicados. Para mí es el fichaje soñado, y puedo decir que desde que está en esta redacción soy un poco más feliz. Es el ejemplo vivo que van a tener los jóvenes sobre el trabajo riguroso y tenaz de un buen periodista.

Pablo Romero

Es un periodista muy versátil, especialista en tecnología e innovación, pero capaz de escribir de muchas cosas. Da gusto tenerle a bordo. Siempre hay buenas vibraciones a su alrededor.

David Domínguez

Es el hombre que siempre resuelve problemas y ofrece soluciones en el entorno de lo que provisionalmente llamamos el Laboratorio. Un puntal en el proyecto.

Y por último, el fichaje más reciente: Rubén Lapetra

Es uno de los mejores periodistas económicos de este país, capaz de levantar grandes historias y con una atención permanente a los mercados y las herramientas tecnológicas.

Dice usted muchas veces que para ser buen periodista hay que ser buena persona. ¿En qué consiste ser buena persona?

Es muy sencillo. Se trata de tener la capacidad de mirarte todos los días al espejo y preguntarte si estás jugando limpio. Es decir, si aquello que estás publicando es lo que crees que es cierto, si no te estás haciendo trampas en el solitario, si no estás cediendo a la tentación de que la realidad no te estropee el buen titular, si estás cumpliendo la función social que te corresponde con la honestidad necesaria... Un buen periodista es el que está dispuesto a cambiar de opinión cuando la realidad le ofrece nuevos elementos de juicio. Ese es el sentido en el que pienso que el periodista debe ser un hombre cabal, un hombre íntegro, un hombre completo.

¿De dónde saca usted esa capacidad para reinventarse?

Como decía Alfred de Vingy, una vida plena es aquella que culmina con la defensa, en la edad madura, de los ideales de la juventud. La verdad es que nunca he estado tan motivado como ahora para sacar adelante un empeño periodístico, profesional, y por tanto vital, como es el caso de El Español. Creo que va a ser el mejor de los tres periódicos que voy a dirigir, y contribuirá a que vivamos esa nueva edad de oro en el periodismo español que hace tiempo que vengo augurando. Me toca predicar con el ejemplo y voy a hacerlo con toda mi capacidad y con todo mi entusiasmo.

REBOBINANDO

Pedrojota, todo junto, es nombre propio del Periodismo. Una vez que esa verdad objetiva se ha tenido en cuenta, cada cual que se ponga en su platillo de la balanza, y que la historia decida su precio justo. La misma historia que cuenta sus aciertos, sus naufragios, y las aventuras y desventuras de su libertad. La que mide a los hombres por sus obras, y no por las apariencias, o los prejuicios. Ni siquiera sólo por sus palabras.

Pedrojota, todo junto, es un referente de las artes liberales cultivadas por un hombre evidentemente libre. Dominador del Trivium y del Quadrivium. De las ciencias de la elocuencia y de las ciencias matemáticas, porque el Periodismo también es estar de vuelta y saber Trigonometría.

Pedrojota es un atleta de este oficio.

Habrá quien asuma, pero no trague. Quien reconozca, pero no comparta. Quien admita, pero no comulgue.

Y habrá quien construya sobre Pedrojota su propio mito particular sumando al Sísifo del periodismo español, la astucia de Aracne perseguida por los recelos de la divina Minerva, y las sorpresas vivas que se cuecen en su caja de Pandora…

Al coleccionista de citas de memoria, tres máximas rebuscadas en Google, las cosas como son:

-- “Cuando un hombre planta árboles bajo los cuales sabe muy bien que nunca se sentará, ha empezado a descubrir el significado de la vida”. (Elton Trueblood).

-- “A pesar de que ya soy mayor, sigo aprendiendo de mis discípulos”. (Marco Tulio Cicerón).

-- “No sé cuál es la clave del éxito, pero la clave del fracaso es intentar agradar a todo el mundo”. (Bill Cosby).

En resumen: 5.624 apoquinantes con nombres y apellidos son un Guiness, y algo más... Como para quedarse en el color de sus calcetines…

Le pedimos una foto con un arpón o una flecha. Consiente, pero siempre que no sea con gesto agresivo. Es un dato relevante. Le pedimos una foto con un arpón o una flecha. Consiente, pero siempre que no sea con gesto agresivo. Es un dato relevante. Álvaro García Fuentes (@alvarogafu)

Negocio

Otra forma de ordenar las facturas, albaranes y recibos dentro de la impresora y en formato digital

Hasta ahora, solíamos ordenar nuestros albaranes, facturas y documentos de manera convencional: realizábamos los agujeros oportunos y los archivábamos en carpetas en función de su procedencia. Ahora hay otra manera más rápida, mas económica, de hacerlo.

·Publicidad·
·Publicidad·