Domingo 24/09/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Medios

La corrupción castiga también a las televisiones. Antena 3 y Telecinco sufren en febrero una caída del 20% de la publicidad: la desconfianza frena aún más el consumo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Fuerte desplome de la inversión publicitaria en televisión en febrero. Telecinco y Antena 3 han visto cómo las previsiones que tenían para este segundo mes del año se han derrumbado. El motivo de ese imprevisto: los escándalos de corrupción que se repiten día tras día en España.

Las cifras resultan desoladoras. Si la inversión en enero se redujo un 15% en relación al mismo mes del año pasado, en febrero se están batiendo todos los records negativos:

-- Durante los primeros 15 días se ha producido un desplome del 20%.

-- La previsión para esta segunda parte del mes es que la inversión sea de un 18% menos.

El ambiente en las dos principales cadenas antes estos datos es de nerviosismo. “Estamos muy preocupados”, admite un destacado directivo de Mediaset consultado por El Confidencial Digital. En el grupo de San Sebastián de los Reyes hablan de un mes “trágico”.

Los presupuestos peligran

Este desplome inesperado durante los dos primeros meses del año (las previsiones de ambas cadenas eran menos negativas) ha provocado que en Mediaset y en el grupo Antena 3 empiecen a ver peligrar los presupuestos que tenían previstos para este 2013.

Según sus expectativas, en el tercer y cuarto trimestre del año se recuperará la inversión publicitaria, lo que debería, en principio, dar pie para comenzar un 2014 en positivo.

Ambos grupos televisivos han presupuestado que la publicidad descienda en 2013 entre un 8 y un 10%. Las cifras negativas de enero y febrero, como decimos, ponen en peligro estas previsiones.

El porqué del desplome

Fuentes directivas de Mediaset y Antena 3 coinciden en que este descenso inesperado en la inversión publicitaria tiene detrás un factor insospechado: la corrupción en España.

Escándalos, como el caso Bárcenas, los sobres en B en el PP, la falsa Amy Martin en el PSOE, los espionajes en Cataluña y demás informaciones que se reproducen a diario en los medios de comunicación, están castigando aún más la inversión en televisión.

Así lo explica un directivo del sector:

-- La corrupción incide en el descrédito de las instituciones, de nuestros dirigentes y, por tanto, provoca pesimismo entre los españoles.

-- Los ciudadanos desconfían cada vez más. Los españoles estamos asustados, muchos sin trabajo y, quienes lo tienen, sin la seguridad de conservarlo mañana.

-- Debido a ello, hay miedo, mucho. Y nada de ilusión ni de esperanza.

-- Los ciudadanos, por tanto, se quedan en casa y dejan de consumir (ha aumentado el consumo televisivo, porque es gratuito).

-- A menor consumo, menos inversión publicitaria. ¿Para qué gastar dinero en anunciarse si luego no se vende?, se preguntan las marcas.

-- En conclusión: somos más pobres, más desconfiados y gastamos menos. Por tanto, hay menos anuncios.

Otro directivo añade:

-- Los escándalos frenan las expectativas económicas.

-- La televisión, y la Bolsa, adelantan el ciclo de inversión. En ambos se notan antes las crisis y los crecimientos.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·