Sábado 10/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La guindilla

Descubierto un nuevo modo de estafa por Internet: inocentes ciudadanos en busca de empleo se convierten en cómplices

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La policía ha descubierto una novedosa modalidad de estafa a través del ciberespacio, en la que ciudadanos inocentes en busca de trabajo pueden convertirse sin saberlo en cómplices de un delito.

La policía ha descubierto una novedosa modalidad de estafa a través del ciberespacio, en la que ciudadanos inocentes en busca de trabajo pueden convertirse sin saberlo en cómplices de un delito, informó el miércoles el Ministerio del Interior. Esta nueva modalidad delictiva ha sido bautizada con el nombre de "scam", y sus autores -según el ministerio procedentes en su mayoría de Europa del Este- poseen conocimientos informáticos, de idiomas y jurídicos. En la primera fase, se lleva a cabo el trabajo de captación, ya sea a través de chats, correos electrónicos o anuncios por Internet, en la cual se hacen ofertas de trabajo desde el hogar, con grandes beneficios. El trabajo consiste en ser intermediario de transferencias internacionales de dinero, ofreciéndose un porcentaje de la misma. La segunda fase se inicia cuando, ya captados los "intermediarios", los delincuentes realizan otra estafa, conocida como "phishing". Mediante un envío masivo en nombre de bancos nacionales de prestigio consiguen que los usuarios introduzcan sus datos personales, número de cuenta y claves de acceso financieras a través de Internet. Después comienza la tercera fase. En ella los delincuentes, utilizando las claves de banca 'on line', efectúan transferencias de fondos de esas cuentas hacia las de los intermediarios. Una vez hecho el ingreso, contactan con ellos por correo electrónico indicándoles las directrices sobre cómo y dónde remitir el dinero, una vez obtenida la comisión prometida. Este dinero es remitido por el intermediario a terceros mediante transferencias en empresas de envío de dinero. Así se cierra el círculo y el dinero termina en manos de los delincuentes, dificultando a la policía seguir el camino recorrido por el mismo. Guindilla a esta nueva práctica delictiva que favorece la falta de confianza de los usuarios en Internet.

·Publicidad·
·Publicidad·