Domingo 11/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Vacuna sí, abstinencia no

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Cabe señalar que la vacunación sistemática de todas las adolescentes españolas contra el virus del papiloma humano, principal causa del cáncer de cuello de útero, es excesivamente cara.

“Hemos solicitado formalmente al ministerio de Sanidad que estudie la posibilidad de incorporarla al calendario vacunal”: Son palabras de la consejera de Salud de la Generalitat de Cataluña, Marina Geli, para referirse a su propuesta de que todas las niñas de doce años sean vacunadas contra el cáncer de cérvix, o de cuello de útero. En su propuesta, que no deja de ser una invitación a la práctica del sexo precoz, ni una sola palabra sobre moderación o abstinencia, términos tabú en el contexto de la sociedad actual.   Cabe señalar que la vacunación sistemática de todas las adolescentes españolas contra el virus del papiloma humano, principal causa del cáncer de cuello de útero, es excesivamente cara. Al mismo tiempo, una educación sexual responsable, basada en valores como la moderación, la abstinencia, la fidelidad y el amor, que se suele confundir con el enamoramiento, es gratuita y sumamente efectiva en la lucha contra las enfermedades de transmisión sexual, como se ha demostrado en algunos países que la han adoptado.   La vacuna sale cara... Sin embargo, a pesar de la reducción de citologías, el coste de una vacunación masiva de este tipo es considerablemente cara. La vacuna se inocularía en tres dosis, con un coste total de unos 300 euros, según las previsiones de la compañía farmacéutica Sanofi Pasteur MSD.   Ya los padres no tenemos derechos a decidir sobre nuestros hijos, para eso tenemos un gobierno que se ocupa de ellos. Pues quiero hacerles saber a estos políticos “progres”, que todavía habemos padres que queremos educar a nuestros hijos.

·Publicidad·
·Publicidad·