Viernes 09/12/2016. Actualizado 13:25h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Fue una fiesta increíble

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Decir que acudieron 166.000 personas según la Delegación del Gobierno a la manifestación del 18J es poco representativo de lo que ocurrió allí, porque hay imágenes, y cientos de miles de testigos, que muestran claramente la riada de gente que había desde la puerta de Alcalá y más allá, hasta Sol. Y de Colón a Cibeles.

 

Lo que sí que fue ejemplar, digno de contar, es el modo de manifestarse y el ambiente familiar y juvenil que reino durante la manifestación. Ya que no había pancartas que desentonaran, ni gente exaltada, ni violentos ni gentes con malos modales y con caras hoscas. Al revés, los cientos de miles de manifestantes mostraban caras alegres y de diversión mientras se manifestaban a favor del derecho a tener un padre y una madre.

 

En un momento determinado, la gran pancarta atada con globos, que fue portada en varios periódicos de tirada nacional, recorrió la manifestación llevada por varios jóvenes que la llevamos hasta Sol, y de esta forma pude observar la cara de felicidad de los que participaban en esta fiesta de la familia.

 

No fue contra los homosexuales, fue en defensa de la familia y del derecho a unos padres y a una madre.