Domingo 11/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El Ejército endurece las medidas de seguridad en Afganistán pero falla la intendencia: los pilotos han sufrido 30º bajo cero sin abrigo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La misión en Afganistán ha tenido a los helicópteros sin alertadores y otras medidas de seguridad hasta hace pocos meses mientras sus dotaciones han aguantado, con ropa no adecuada, sensaciones térmicas de 30 grados bajo cero. Algunos militares aseguran que las inversiones de Defensa quedan ahora en evidencia.

El accidente del Cougar del 16 de agosto del año pasado, en el que murieron 17 militares, ha servido para que los mandos del ejército hayan introducido algunas modificaciones en el sistema de vuelo de los helicópteros, las aeronaves que vuelan a más baja cota de las que están allí destinadas.   Hasta hace pocos meses, los dos helicópteros Superpuma del Ejército del Aire no tenían unos sistemas de seguridad apropiados para la misión que desempeñan. Carecían, por ejemplo, de alertadores cuyo precio es muy elevado, o de un sistema de contramedidas que evitara el posible impacto de los misiles.   Parece que los mandos tomaron buena nota de las reivindicaciones de las tripulaciones y decidieron, finalmente, instalar esos dispositivos en las aeronaves que forman parte del destacamento con base en Herat. Allí hay, además, de forma permanente, 35 efectivos.   El límite de vuelo a ras del suelo se ha incrementado, según han confirmado a El Confidencial Digital fuentes militares, hasta los 50 pies en vuelos diurnos (unos 15 metros) y a 150 pies en vuelos nocturnos. Son vuelos que se conocen como de combate táctico, en los que se utilizan también gafas de visión nocturna.   El gran problema con el que cuentan estas aeronaves, Superpuma, es que no están pensadas para este tipo de misiones. Forman parte del 803 Escuadrón que tiene como tarea principal la búsqueda y el salvamento. No obstante, sus tripulaciones son adiestradas para llevar a cabo su misión en condiciones adversas.   Otro inconveniente al que se han enfrentado algunos de los soldados desplegados en Afganistán es la falta de una ropa adecuada para la misión que desempeñan. El uniforme de abrigo ha llegado tarde, cuando estaban a punto de producirse los relevos. Y hay que tener en cuenta que algunos hacen vuelos de 3 y 4 horas soportando sensaciones térmicas de 30 grados bajo cero.   El problema para algunos militares consultados por El Confidencial Digital es que “las inversiones que hace el ejército no son buenas, se invierte en lo más barato o en lo que conviene políticamente”. Es el caso de la compra de los helicópteros NH 90 franceses, en vez de los Blackhawk americanos, mucho mejor valorados por el estamento militar.   En Afganistán, tal y como ya contó ECD, la situación de riesgo aumenta cada día por la mayor presencia de talibanes que se están desplazando desde el sureste hacia el noroeste donde están ubicadas las bases españolas. Por esta razón, según relatan militares destinados en la zona, ellos siempre actúan “teniendo en cuenta el máximo riesgo y sin bajar la guardia”.

·Publicidad·
·Publicidad·