Martes 26/09/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

La supuesta contabilidad de Bárcenas no recoge pagos que sí hizo el PP: hay partidas de dinero para víctimas de ETA que no aparecen en los papeles de El País

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los papeles de Bárcenas publicados por El País recogen pagos a Jaime Ignacio del Burgo y Santiago Abascal para ayuda a víctimas de ETA. Son dos de las tres anotaciones reconocidas como reales por parte de la cúpula del PP. Sin embargo, en las hojas faltan otras salidas más de dinero que en el partido se reconoce que existieron, también con destino a afectados por la banda terrorista.

Desde que se hicieron públicos los papeles del ex tesorero, el PP solo ha reconocido como reales tres pagos registrados en el supuesto cuaderno de contabilidad: el préstamo de cinco millones de pesetas a Pío García Escudero, y las entregas a Jaime Ignacio del Burgo y Santiago Abascal para que las entregaran a víctimas de ETA.

Según explican dirigentes del PP vasco a El Confidencial Digital, ese tipo de subvenciones a quienes habían sufrido la violencia terrorista, bien de forma personal o por la pérdida de algún familiar, “siempre se han registrado de forma oficial dentro del partido, por lo que deberían estar en las cuentas de tesorería”. Y sin embargo, no figuran en las anotaciones de Bárcenas.

Ayudas a familiares de asesinados por ETA

Además de Jaime Ignacio del Burgo y Santiago Abascal, otros dirigentes del partido recibieron desde Génova dinero con destino a familiares de políticos y ciudadanos que fueron asesinados por los etarras.

Las fuentes consultadas por ECD recuerdan, entre otras, las ayudas que tuvieron la mujer y los hijos de concejal del PP Jesús María Pedrosa, que en junio de 2000 recibió un disparo en la cabeza por parte de los terroristas: “Les apoyamos en el cambio de domicilio y de colegio de los niños, como en otros muchos casos”, explican.

Además, “también colaboramos económicamente para crear asociaciones en memoria de las víctimas, como la Fundación Miguel Ángel Blanco o la Fundación Gregorio Ordóñez”, ambas impulsadas por los familiares de los dos concejales asesinados por ETA en 1997 y 1995, respectivamente.

En todos esos casos, “las fundaciones o los colegios a los que pagamos pueden presentar facturas, por lo que existe un registro legal, y conocido, de cada pago”.

Y sin embargo, esas salidas no se registran en los papeles de Luis Bárcenas.

La póliza del partido pagó el seguro de concejales amenazados

Dirigentes del PP vasco a los que ha tenido acceso ECD explican que el partido, no sólo ayudó “económica y socialmente” a los familiares de víctimas de ETA, sino que también colaboró con los concejales que sufrían ataques verbales y amenazas por parte de la banda terrorista.

En concreto, “se destinó parte de la póliza del partido a financiar unos seguros personales a esos compañeros. Unos seguros que están recogidos en las cuentas del PP”.

Y en las campañas electorales “se destinaba parte del dinero a la protección de esas personas amenazadas”.

El PP sostiene que “se han mezclado pagos falsos con reales”

Las fuentes del PP consultadas no se explican por qué en las anotaciones del ex tesorero “se consigna una parte de los pagos del partido a víctimas de ETA y otros no, cuando es algo que siempre se ha dicho públicamente y reconocido por los propios colectivos de damnificados por los terroristas”.

En opinión de estos dirigentes, la única justificación posible es que “se han cogido datos, papeles, al azar, y se han introducido en un listado de pagos falso hecho en unos días”.

Tal y como se contó en estas páginas, el PP tratará de defender esa hipótesis de fondo analizando el tipo de papel, la caligrafía y la tinta de los papeles de Bárcenas: “El objetivo es demostrar que el supuesto cuaderno de contabilidad se hizo en unos pocos días y recoge pagos ficticios que no corresponden a la realidad del partido”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·