Lunes 05/12/2016. Actualizado 14:44h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Curiosas sinergias: Almunia visita Madrid y aprovecha un almuerzo “económico” para “ponerle la alfombra” a la reforma educativa de ZP

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Este mes ha comenzado el curso y los políticos, muy aplicados, se han puesto ya a hacer sus deberes. En la mañana del lunes, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció que la Educación va a ser la “estrella” de su política social en los Presupuestos para 2006. Pocas horas después, el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia, hizo de la Educación un punto clave de un discurso supuestamente económico.

Este mes ha comenzado el curso y los políticos, muy aplicados, se han puesto ya a hacer sus deberes. En la mañana del lunes, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció que la Educación va a ser la “estrella” de su política social en los Presupuestos para 2006. Pocas horas después, el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia, hizo de la Educación un punto clave de un discurso supuestamente económico. Ante los asistentes a un almuerzo del Foro de la Nueva Economía, Almunia apostó por la formación como la mejor inversión posible a largo plazo. Con sus palabras, el comisario socialista hacía bien su tarea y concienciaba a los presentes de lo importante que es para nuestro futuro lograr el consenso político para mejorar la Educación. Joaquín Almunia fue el encargado de inaugurar el Curso 2005/2006 del Foro de la Nueva Economía. Las “aulas” escogidas para el evento fueron dos dependencias del elegante hotel Ritz de Madrid. Entre los invitados a la lección, destacaron varios políticos del PSOE y del PP, grandes empresarios españoles y un buen número de periodistas. Eso sí, muchos más hombres que mujeres. Parece que eso de “las féminas al poder” propugnado por el Presidente para conseguir la igualdad en el sector económico y dar paso a las mujeres en cargos directivos, todavía no ha terminado de cuajar. Entre los representantes socialistas que acudieron al evento destacaron el subsecretario del Ministerio de Asuntos Exteriores, Luis Calvo Merino, y el secretario de Relaciones Institucionales y Política Autonómica, Alfonso Perales. El Partido Popular también estuvo presente con los ex ministros Miguel Arias Cañete y Elvira Rodríguez. Tampoco se perdieron el almuerzo, el Defensor del Pueblo, Enrique Múgica, y el presidente de Comisiones Obreras, José María Fidalgo. Tony Blair también estuvo presente en el almuerzo, pero no como invitado sino como “maestro” del comisario europeo, que recordó e hizo suya una frase con la que el primer ministro británico se refirió a la Educación años atrás. Refiriéndose a ésta, el carismático Blair sentenció en una ocasión: “es la primera prioridad, la segunda y la tercera”. Aunque en ese tema ambos estén ahora de acuerdo, en otras materias hay más discrepancias, pues no con la misma simpatía aludió Almunia a la política económica que el Gobierno del primer ministro británico defiende para la Unión Europea. Una Europa que “no puede estar en un debate permanente”, pues “hay que demostrar que se pueden tomar decisiones”, aseguró Joaquín Almunia. El político bilbaíno no quiso hacer de profeta y hablar del futuro de Alemania, pero señaló que ese país, con todos sus problemas estructurales, no puede ser el único motor de la economía europea. Y tras el discurso del Comisario, el convite. En el comedor hubo algunos “alumnos” que no dieron del todo la talla, como un nutrido grupo de invitados (políticos y empresarios) que llenaron los salones del Ritz de carcajadas y cuchicheos cuando un osado periodista se atrevió a preguntar sobre un tema tan serio como una OPA hostil. Por cierto, que Almunia eludió referirse al tema más cadente del mundo de las finanzas españolas. Cuestión de Educación.