Miércoles 07/12/2016. Actualizado 12:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Acoso y derribo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Siempre se ha dicho que la labor de un político es de servicio y atención al ciudadano, pero hoy día no está tan clara esta idea, especialmente en el caso del actual Gobierno:

 

Como madrileño,  me siento robado por los 250 millones de euros que la Administración Central ha quitado a la Comunidad Autónoma de Madrid.

 

Como persona solidaria con las víctimas del terrorismo, me siento ultrajado por la poca atención que reciben, y en cambio se toleran a los partidos que hacen del terrorismo su razón de ser.

 

Como docente,  me siento defraudado por el “fracaso escolar” de este Gobierno, y su continuo desprecio a la libertad de enseñanza.

 

Como miembro de una familia,  me siento ultrajado por el abandono al que se está sometiendo a las familias.

Como telespectador y radioyente, me siento asombrado por el recorte en la libertad de expresión que se tiene con algunos medios, mientras que para otros todo son prebendas y  regalos.

 

Como católico, me siento perseguido por un Gobierno sectario y laicista.

 

Como español, me siento estafado por los diferentes Estatutos “nacionalistas” de corte independentista y anticonstitucionalista.

 

Como europeo,  me siento decepcionado por la mediocre política internacional de nuestros dirigentes.

 

Como ciudadano, me siento manipulado por quienes han hecho de la política, su plataforma de conseguir poder y riqueza.