Sábado 10/12/2016. Actualizado 13:25h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El mayor contratista de escoltas privados del Ministerio de Interior gana también el concurso para llevar servicios auxiliares en Defensa

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La empresa privada Grupo Ombuds, que se encarga de la protección de personas en el Ministerio de Interior, acaba de ampliar su actividad en algunos ámbitos del Ministerio de Defensa. Desde 2008, también llevará varios servicios auxiliares de acceso al inmueble.

La externalización de los servicios de seguridad dependientes del Ministerio de Defensa responde a razones de optimización de recursos y dio comienzo hace unos cinco años. Las empresas privadas encontraron en esta iniciativa de la Administración Pública una importante fuente de ingresos.

Ahora, Ombuds Compañía de Seguridad Técnica ha recibido recientemente un nuevo encargo del Ministerio de Defensa para su sede central del Paseo de la Castellana de Madrid. Concretamente, la sociedad ofrecerá por primera vez servicio de auxiliares para el control de accesos, recepción, atención de los visitantes y vehículos a partir de 2008.

El acuerdo alcanzado supone un desembolso por parte del Ministerio que dirige José Antonio Alonso de algo más de 165.000 euros.

No se trata de la primera contratación de Ombuds por parte de Defensa. Desde el comienzo de la externalización de algunos departamentos del ámbito castrense, esta empresa lleva a cabo a cabo labores de seguridad en algunos puntos de acceso a diferentes acuartelamientos.

Además, esta empresa es la principal contratista privada del Ministerio de Interiorvea aquí más detalles- en escoltas, que recibe casi un tercio de las subvenciones del departamento que dirige Alfredo Pérez Rubalcaba para la protección privada de cargos del Partido Socialista y Partido Popular en País Vasco y Navarra.

De los 92,2 millones de euros que destinó Interior en 2005, casi 28 millones de los mismos fueron a parar a las cuentas de Ombuds, por delante de otras compañías de seguridad privada como Eulen o Prosegur.