Actualidad

La historia del español buscado por el FBI por trabajar para Corea del Norte

Cao de Benós lleva años financiando al gobierno norcoreano a través de actividades ilícitas

Alejandro Cao de Benós.
photo_camera Alejandro Cao de Benós.

Alejandro Cao de Benós es un político español que se ha hecho conocido a nivel internacional por ser el primer representante occidental de Corea del Norte para el trato con los países de este hemisferio y que ahora es acusado por Estados Unidos de colaborar con el régimen comunista.

¿Quién es Alejandro Cao de Benós?

Natural de Tarragona, Alejandro, a la temprana edad de 15 años, comenzó a mostrar gran interés por el pensamiento comunista, llegando a ser secretario de la Organización de los Colectivos de Jóvenes Comunistas en la década de los 90. Es durante este tiempo cuando empieza a ofrecer charlas y conferencias sobre el país asiático. Poco a poco va poniendo los cimientos de la que es la actual Asociación de Amistad con Corea. Crea diversas páginas webs donde expone información sobre el país de un modo que resulte más amigable para el exterior y con la idea siempre presente de reunificar las dos coreas.

Fue él mismo quien se presentó en 1991 en la residencia en Madrid del agregado de turismo norcoreano para ofrecerse como "soldado del régimen de Kim il Sung", debido a su gran admiración.

Con el paso de los años, el tarraconense se fue convirtiendo en una pieza muy importante para Piongyang. Tal es así que tiene doble nacionalidad, española y norcoreana, además de contar con varias distinciones expedidas por el gobierno del país. Sin embargo, a lo largo de este tiempo muchas dudas han sobrevolado a esta figura. Algunos investigadores afirman que Alejandro apenas tiene relación con funcionarios de segunda línea, quienes le facilitan información, aunque él siempre defendió su peso dentro de la jerarquía del gobierno de Kim Jong-un. 

Un misil balístico de Corea del Norte durante una parada militar en Pyongyang.
Un misil balístico de Corea del Norte durante una parada militar en Pyongyang.

El FBI reclama al español por su ayuda a la dictadura norcoreana

Recientemente, el español-norcoreano se ha visto involucrado en una trama de tráfico de armas y drogas, además de lavado de capitales. Todo ello en nombre de Corea del Norte y sacado a la luz por un documental emitido en Netflix llamado "El infiltrado" donde se muestran los trapos sucios del gobierno comunista coreano y de su representante occidental, Alejandro Cao de Benós.

Este suceso ha provocado que la Fiscalía de Estados Unidos haya decidido presentar cargos por la ayuda de Alejandro a evadir las sanciones impuestas a la dictadura de Corea del Norte. Lo hizo después de colaborar con un británico, también en orden de detención, para llevar a un ingeniero estadounidense a dar una charla sobre criptomonedas en una Conferencia en Pionyang sobre como hacer intercambios de dinero independientemente de las sanciones.

Ya en 2018, Alejandro fue detenido en una operación contra el tráfico de armas, aunque fue puesto en libertad. Ahora, es la justicia estadounidense quien le reclama. Los cargos que se le imputan son el de conspirar para violar y evadir sanciones, lo que podría acarrearle una pena de 20 años de prisión. 

Previamente a esto, ya había sido duramente criticado por el veto a periodistas extranjeros y las amenazas e intimidación a periodistas críticos con Corea del Norte.

Recordemos que el régimen de Kim Jong-un se encuentra aislado del resto del mundo por las numerosas violaciones de derechos humanos que se realizan en el territorio. Se habla de la existencia de cientos de campos de concentración y de trabajo forzado para todos los opositores al régimen comunista, rechazados completamente por el catlán quien prefiere hablar de "centros de correción ideológica y moral". Corea del Norte también ha sido duramente castigado por las numerosas pruebas nucleares que lleva realizando desde el 2006, además de las continuas provocaciones a Occidente mediante el lanzamiento de misiles al Mar de Japón.

 

Suecia y Finlandia se convierten en miembros de la OTAN

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable