Cómo evitar el picor vaginal
photo_cameraCómo evitar el picor vaginal

Cuídate

¿Irritación vaginal? Sigue estos consejos para cuidar tu zona íntima

El cuidado de las zonas íntimas requiere de una especial atención, sobre todo porque la vagina suele a veces ser objetivo de infecciones

La salud integral de la mujer no solo abarca la alimentación o el ejercicio físico. También el cuidado de las zonas íntimas requiere de una especial atención, sobre todo porque la vagina, principal órgano visible del aparato reproductor femenino, suele a veces ser objetivo de infecciones o cualquier otra patología que afecta su condición.

Es por eso que para tener una vagina sana lo primordial es detectar a tiempo cualquier anormalidad que se presente, por ejemplo como el famoso picor que suele presentarse con frecuencia.

Este suele ser ignorado por algunas mujeres, desconociendo su origen y en algunos casos generando consecuencias que repercuten incluso hasta en las relaciones de pareja, por lo que un diagnóstico a tiempo y un acertado tratamiento siempre será lo más recomendable.

Picor e infección vaginal: concepto y causas de su origen

También llamado prurito, la picazón vaginal es una irritación que molesta la piel de la vagina y de la zona que lo rodea y provoca que la mujer sienta un deseo incontrolable a veces de rascarse esa área.

Este picor vaginal puede ser provocado en primer lugar por una alergia ocurrida casi siempre en la región de la vulva ya que es la zona más externa de la vagina conocido así como picor vulvar.

Este tipo de alergia puede ser causado por agentes externos como el uso de ropa íntima sintética o pantalones muy ajustados que causan irritación.

Esta especie de dermatitis de la vulva también puede ser causada por problemas hormonales, reacción alérgica a productos de limpieza íntima como jabón o geles y hasta el contacto con orina y heces en esa zona sensible de la mujer.

En este caso lo más idóneo es hacer pruebas para descartar los agentes alérgenos existentes y suspender su uso inmediatamente para que cese la aparición del prurito vaginal.

Otro motivo de picor vaginal puede aparecer por causa de una bacteria llamada candida albicans y que origina la candidiasis vaginal, enfermedad causada por un tipo de hongos que generalmente se encuentra en esa zona.

La candidiasis vaginal puede presentar otros síntomas muy característicos como la comezón en la zona íntima de la mujer, flujo blanco que generalmente presenta mal olor y el típico ardor al orinar.

¿Cómo saber qué tipo de picor vaginal tienes?

Si ya reconociste que tu molestia en la vagina proviene de un picor vaginal es importante que ahora identifiques la causa exacta que lo origina. Para esto es importante que respondas a una serie de preguntas que te ayudarán a confirmar o no la presencia de esta anomalía en la vagina.

Lo primero a confirmar es el tono de la zona íntima, ¿está enrojecida o tiene hinchazón?, ¿la vagina presenta placas blanquecinas? En cuanto al flujo vaginal, muy común en las mujeres, es importante revisar si el mismo también es blanquecino con grumos, una señal de que puede haber problemas.

Al momento de orinar es importante verificar el tipo de sensación que se siente, ¿dolor o ardor?, siendo esto muy importante al momento de diagnosticar un problema de infección vaginal e incluso también cuando el flujo suele presentarse con un poco de color amarillento o verdoso.

Cuando sientas alguna manifestación extraña en tu vulva es recomendable hacerte un autoexamen antes de acudir a un especialista. Si te tocas y sientes pequeñas bolitas en la vagina o que la piel se ha vuelto algo áspera, pudieras estar pasando por un proceso infeccioso.

Por último, la comezón constante seguirá siendo el principal síntoma. Por eso es importante revisar si aparece o desaparece cuando usamos algún producto o una ropa hecha de algún material con látex, lycra o cuero falso.

Recomendaciones para superar el picor y la infección vaginal

Una vez diagnosticada la infección vaginal por parte del ginecólogo, lo más idóneo es seguir un tratamiento para revertir sus efectos y volver a la normalidad la zona vaginal.

Para eso tratamientos como Actifemme® DÚO se ha convertido en la primera opción para combatir las infecciones vaginales, picor vaginal, vaginitis y otras patologías de la zona pélvica gracias a que está diseñado como un tratamiento sinérgico, ya que actúa tanto en la flora vaginal como intestinal.

Actifemme® DÚO previene y ayuda al tratamiento de las infecciones vaginales actuando como fungicida y antibacteriano gracias a sus componentes de Actifemme® Candida Vaginal y Actifemme® Óptima Oral, que se administran después del período menstrual.

Además del tratamiento médico existen otras formas de prevenir infecciones vaginales que producen picor o irritación.

Usar una ropa cómoda de algodón o suave, mantener una higiene íntima óptima y establecer una vida sexual sana con total protección y libre de enfermedades de transmisión sexual, además de llevar una alimentación en la que deben evitarse el exceso de consumo de productos con alto contenido de azúcar, pueden ser en muchos casos de gran ayuda.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes