Defensa

“Quiero defender a España y la Constitución”. Por qué se han disparado en Cataluña las solicitudes para entrar en el Ejército: hasta cinco candidatos por plaza

De las 1.500 plazas ofertadas por Defensa para ingresar en las Fuerzas Armadas, 1.493 podrían ser cubiertas por aspirantes catalanes, que justifican su apuesta diciendo que quieren "defender a España y la Constitución". En el último lustro, Cataluña es la comunidad en la que más solicitudes se han recibido para entrar en el Ejército.

Desde que Defensa ha abierto un nuevo plazo para presentarse como candidato a entrar en el Ejército español, han sido noticia las colas registradas en el Cuartel del Bruch, en Barcelona, donde decenas de personas han esperado turno para presentar su solicitud.

El presidente de la Asociación de Reservistas Voluntarios Catalanes, José María Fuster-Fabra, explica a El Confidencial Digital que su organización realizó varios muestreos en esas colas para preguntar, entre otros datos, por qué motivo querían formar parte del Ejército. La respuesta más repetida fue: “Quiero defender a España y la Constitución”.

Una reacción

“Es una reacción a las políticas y las medidas llevadas a cabo por el presidente de la Generalitat catalana, Artur Mas, y su partido, Convergència i Unió”, explican fuentes catalanas no nacionalistas.

Según ha confirmado ECD, en Cataluña ha habido en esta convocatoria hasta cinco candidatos por plaza ofertada, es decir, un total de 7.500 interesados en formar parte de las Fuerzas Armadas. Sin embargo, de todos ellos, solo 1.493 (un 20 por ciento) reunían las condiciones exigidas por el Ejército.

Defensa ofertó 1.500 plazas, desglosadas en 1.200 para el Ejército de Tierra (36 de ellas para extranjeros), 175 para la Armada y 125 para el Ejército de Aire.

Con los datos en la mano, los candidatos catalanes habrían cubierto por sí solos prácticamente todas ellas (un 99,5 por ciento).

Un dato más: los catalanes no solo han desbordado las solicitudes para entrar en las Fuerzas Armadas, sino también lo han hecho para formar parte de la reserva voluntaria del Ejército. Fuster-Fabra explica que él mismo no se ha activado como reservista este año, para así dejar un hueco más libre, puesto que existían hasta seis candidatos por plaza.

De abrir la puerta a extranjeros a hablar en catalán

El número de candidatos para entrar en el Ejército ha crecido de manera exponencial en Cataluña en los últimos años. De hecho, desde la Asociación de Reservistas Voluntarios Catalanes explican que ha sido la comunidad autónoma donde más ha aumentado.

“Se ha pasado, de tener que permitir la entrada de magrebís y sudamericanos en el Ejército porque no había suficientes solicitudes de españoles, a que ahora se hable catalán en los cuarteles de la comunidad”, afirman.

Ayuso sobre el aborto: “Mi obligación es defender la vida”

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes