Bálticos
photo_cameraBálticos

Destinos

Viaja a las clásicas capitales de Europa por menos de 1.200€

Viajar a lugares de ensueño no tiene porqué implicar realizar desplazamientos largos. Sin salir de Europa se pueden visitar ciudades maravillosas y llenas de encanto. Sobretodo, en Centroeuropa o en la zona del Mar Báltico. Sin olvidarnos de Rusia, cuyas principales localidades son unas grandes desconocidas para muchos. Estas capitales de Europa esconden muchos secretos, y sus calles parecen contar historias a los que pasan por ellas.

Praga, Viena, Budapest, Vilnius, Riga, Tallin, Moscú y San Petersburgo. Son ciudades fascinantes que atrapan a quienes las visitan. Si te apetece conocerlo, prueba a visitarlas con un viaje de los que organiza Exoticca. Con ellos podrás conocer dos o tres ciudades en una sola salida. Además, por menos dinero del que piensas. Cada uno de estos viajes cuesta menos de 1.200 euros.

Capitales centroeuropeas: las capitales de Europa clásicas

Las consideradas como las capitales de Europa clásicas son Praga (República Checa), Viena (Austria) y Budapest (Hungría). Recorrer sus calles es, en muchas ocasiones, retroceder en el tiempo hasta su época de esplendor. O recorrer un museo al aire libre.

Praga es quizá la más espectacular. Coronada por el Castillo de Cesky Krumlov, la plaza en la que se encuentra su famoso reloj astronómico, hace al viajero sentirse en un escenario de cuento de hadas. La parte antigua está rodeada de 17 puentes, de los que más conocido es el Puente Carlos. Es también la primera parada del viaje Bellezas clásicas de Europa, que durante ocho días lleva, además de a Praga, a otra ciudad checa de especial encanto: Czesky Krumlov, coronada por otro castillo.

Tras dejar atrás la República Checa, se lleva a la capital austriaca, Viena. Los viajeros podrán disfrutar de sus calles y sus monumentos y edificios más representativos. Entre ellos, el Palacio de la Ópera, el Parlamento, el Palacio Belvedere y también el de Schönbrunn. También de su parque de atracciones con su famosa noria gigante.

La última etapa del viaje es Budapest, dividida en dos mitades por el río Danubio: Buda y Pest. Además de tiempo libre para recorrer sus calles, al igual que en Praga y Viena, este viaje cuenta con visitas a lugares emblemáticos de la capital húngara. Algunos son la Plaza de los Heroes, la Basílica de San Esteban, el Castillo o el Parlamento.

El encanto de las capitales bálticas: Riga, Tallin y Vilnius

el-confidencial-Contenido-626-329-Trakai-balticosEn tres pequeños países a orillas del Mar Báltico se esconden tres bellas capitales que parecen directamente salidas de un cuento: Riga (Letonia), Tallin (Estonia) y Vilnius (Lituania). Para conocerlas bien, nada mejor que un viaje que te lleve a las tres, como el que propone Exoticca, llamado Mágicas capitales del Báltico.

Dura 8 días, y su primera parada es Vilnius, la capital de Lituania. Esta ciudad cuenta con un casco antiguo declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, que los viajeros recorrerán. Además, también visitarán la Catedral barroca de San Casimiro y el Ayuntamiento. También admirarán varias casas antiguas, que datan de los siglos XVI y XVIII.

De camino a la capital de Estonia, Riga, se hace una parada en la ciudad que era antaño la capital del Ducado de Lituania, Trakai. En ella se visita su castillo, que está situado en una isla en el lago Galvé. Después, antes de llegar a Riga, se visita la Colina de las Cruces. Y ya en la capital estonia, además de recorrer su casco histórico, se visita el castillo de la ciudad y su catedral, entre otros puntos destacados.

Antes de llegar a Tallin se visita el Parque Nacional de Gauja, donde se encuentra el Castillo Turaida. Y en Tallin, localidad medieval declarada en su conjunto Patrimonio de la Humanidad, se puede visitar el Parlamento, su castillo medieval de Toompa o la Catedral de Santa Maria. Tallin es una de las ciudades europeas que mejor conserva restos de los siglos XIII al XV en Europa. Y una de sus muestras es una farmacia del siglo XV, que se visita durante este viaje. El broche de oro a una ruta con la que descubrir la belleza de estas capitales.

Moscú y San Petersburgo: capitales imperiales de Rusia

el-confidencial-Contenido-626-329-Moscú-RusiaLas ciudades más turísticas de Rusia, Moscú y San Petersburgo, son también las más espectaculares. También las que guardan más huellas del pasado imperial del país, así como de la historia más reciente de Rusia. Y son las que Exoticca propone visitar en su viaje Ciudades Imperiales, de 8 días de duración.

El viaje empieza en Moscú, donde se visitan tanto la espectacular Plaza Roja como el Kremlin, el conjunto artístico más grande del mundo, y que comprende tanto palacios como teatros o catedrales. Y sigue en San Petersburgo, conocida como La Venecia del Norte, por sus canales. Su casco antiguo está jalonado por atractivos edificios barrocos y neoclásicos. Aquí se encuentra la Fortaleza de San Pedro y San Pablo. Y el antiguo Palacio de Inivierno de los zares. En la actualidad es la sede del Museo del Hermitage, cuyas 400 salas podrán recorrer los viajeros.

Además de estas dos ciudades de Rusia, el viaje lleva a la localidad de Pushkin, situada a 27 km de San Petersburgo. Allí se encuentra el Palacio de Catalina I, conocida como Catalina la Grande, quizá la zarina más famosa de la historia de Rusia. Esta visita pone punto y final al viaje, que lleva a los viajeros a encontrarse con la historia y el esplendor de las capitales imperiales rusas.

Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?