Dinero

La apuesta más ambiciosa de José Blanco: traer a España los contratos de tren de alta velocidad de Arabia Saudí (Meca-Medina) y Brasil (Sao Paulo-Rio)

Puede significar un antes y después en la proyección internacional de España. Después del verano, se conocerán las concesiones de alta velocidad de Arabia Saudita y Brasil. Son algunas de las mayores infraestructuras del mundo, y Fomento ha desplegado toda su influencia para conseguirlas.

Según fuentes del entorno de José Blanco consultadas por El Confidencial Digital, las concesiones de trenes de alta velocidad en Arabia Saudita y Brasil son prioridades de Estado y, de hecho, el presidente Rodríguez Zapatero ha viajado hace menos de un año a Arabia Saudita para ganarse el favor de las autoridades del país y conseguir la concesión ferroviaria.

El vídeo del día

Atascos en la entrada a Madrid por la A-6 tras la colisión de dos camiones.

El resultado del concurso internacional para la vía férrea de alta velocidad entre La Meca y Medina, principales ciudades de Arabia Saudita, se conocerá en septiembre, en tanto que el resultado de las concesiones en la línea Sao Paulo-Rio de Janeiro se conocerá a partir del mes de noviembre.

Para el ministerio de Fomento, a través del gestor ferroviario ADIF, son apuestas fundamentales, que hablan de la “reorientación” e “internacionalización” de la empresa pública de desarrollo y mantenimiento de infraestructuras. Blanco ha insistido asimismo en la necesidad de “unidad” en las candidaturas españolas en concursos internacionales, de modo que, por ejemplo, unificó las candidaturas separadas de Renfe y Adif de cara a tener un consorcio español único para la licitación de obra ferroviaria en Brasil.

Las buenas relaciones entre España y Arabia Saudita a causa de la cercanía de los monarcas español y saudí puede inclinar la balanza a favor de la oferta española para el tren La Meca-Medina, cuyo coste se estima en 6500 millones de euros. Tanto en el país de la dinastía Saud como en Brasil –donde sólo el importe de la línea Sao Paulo-Rio es de 18000 millones de dólares-, el principal competidor del consorcio español es el consorcio francés.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable