Dinero

Subidas de sueldo del 3% en 2023 para diez millones de trabajadores, preacuerdo entre empresarios y sindicatos

El incremento del 3,5% a los funcionarios y la rebaja en Sociedades a las pymes ha desbloqueado las negociaciones entre CEOE, UGT y CCOO

El presidente de CEOE, Antonio Garamendi; el líder de UGT, Pepe Álvarez; la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; el presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva; y el líder de CCOO, Unai Sordo, en una imagen de archivo.
photo_camera El presidente de CEOE, Antonio Garamendi; el líder de UGT, Pepe Álvarez; la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; el presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva; y el líder de CCOO, Unai Sordo, en una imagen de archivo.

Buena noticia para los trabajadores: empresarios y sindicatos han comenzado a negociar una subida de sueldo para el año que viene. Los últimos movimientos fiscales del Gobierno han llevado a patronal y sindicatos a desbloquear de forma discreta las negociaciones de los nuevos convenios y al planteamiento de aplicar una subida moderada de los salarios.

La vicepresidenta económica del Gobierno, Nadia Calviño, no ha cejado en su presión a patronal y sindicatos para que firmen el pacto salarial. Un acuerdo que ayude a moderar la inflación, y que transmita un mensaje de confianza a la economía nacional y a los inversores internacionales.

Fuentes próximas a las conversaciones, a las que ha tenido acceso Confidencial Digital, cuentan que las organizaciones sindicales han revisado a la baja sus pretensiones, que hasta ahora incluían la aplicación automática de una cláusula de revisión salarial, y han comenzado a aceptar una evolución moderada de los sueldos a partir de 2023.

Todo indica que en el próximo trienio los aumentos van a ser limitados, aunque no está todavía cerrado, después de las alzas de los últimos años.

El sueldo de diez millones de españoles

Los acuerdos empresas-sindicatos firmados entre 2018 y 2020, para compensar los ajustes realizados en la crisis, han llegado al final de su vigencia, con dudas cada vez más fuertes acerca de la capacidad de la economía española para mantener ese crecimiento, en un contexto general de incertidumbre tras la pandemia, y ahora con la guerra en Ucrania.

Un frenazo económico más intenso de lo previsto amenaza con lastrar las cuentas de las empresas, y el pacto de subida salarial firmado con años de retraso sobre la recuperación económica incluye ciertas salvaguardas que eximen de aplicarlos en su totalidad.

En junio de 2018, cuando la situación política entraba de lleno en fase de inestabilidad, los acuerdos entre patronal y sindicatos para el empleo y la negociación colectiva, que afectan a 10 millones de trabajadores en España, centraron el compromiso en la subida salarial fijada.

Una subida del 3% en 2023

Ahora, tras meses con las conversaciones entre la patronal y los sindicatos encalladas, las fuentes de los agentes sociales consultadas por ECD revelan que el incremento salarial del 3,5% a los funcionarios y la rebaja en Sociedades a las pymes ha desbloqueado las negociaciones entre CEOE, UGT y CCOO.

Aseguran que han alcanzado ya un preacuerdo para fijar subidas salariales que, aunque no acerquen el poder adquisitivo de los trabajadores a los crecientes precios de consumo, sí alcancen al menos el 3% en 2023, según confirman fuentes involucradas en las conversaciones.

Los empresarios reconocen que todavía no se ha cumplido el aumento generalizado de los salarios al 3%, ni que los convenios tengan un salario mínimo de 1.000 euros, al tiempo que recuerdan que hay una salvaguarda en el acuerdo con los sindicatos que vincula salarios con productividad.

Un incremento más contenido de lo esperado

En el último año, los salarios han aumentado en España, pero de forma más contenida de lo que se podía esperar antes de que irrumpiera la pandemia.

Así, hasta el pasado 31 de agosto había firmados 2.540 convenios, con efectos en este año, aunque muchos puedan estar vigentes desde ejercicios anteriores. Estos acuerdos dan cobertura a 696.254 empresas y a 7.119.242 trabajadores. Es decir, el 64,72% de los trabajadores están cubiertos por convenio. La subida salarial media pactada era del 2,6%. 

 

Esa cifra coincide con la propuesta inicial de la CEOE a los sindicatos, y es siete puntos menor que la tasa de inflación actual, cercana al 10%. Si sólo se analizan los firmados este año, con la amenaza de crisis por la guerra de Ucrania y una inflación disparada, hasta el momento solo se han suscrito 462 convenios, que afectan a 1.141.575 trabajadores, con un incremento salarial del 2,9%.

Estas subidas habían quedado comprometidas en el IV Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva, que firmaron los sindicatos y la patronal para los años 2018, 2019 y 2020, y en el que acordaron subidas fijas de salarios del 2% anuales, con un incremento variable de hasta un 1% adicional en función de la evolución de la productividad, los resultados, el absentismo injustificado y otros indicadores.

El movimiento con funcionarios y pymes

Fuentes de la patronal y de los sindicatos reconocen a ECD que la subida salarial planteada por el Gobierno para los funcionarios, en torno al 3,5% en 2023, ha obligado a los agentes sociales a mover ficha.

Los funcionarios negocian además con Hacienda un aumento de sueldos cercano al 9,5% en tres años (empezando por un 3,5% este mismo 2022, con carácter retroactivo).

Otro de los movimientos del Ejecutivo que ha facilitado en las últimas horas la reacción de los empresarios ha sido la rebaja del tipo nominal del Impuesto de Sociedades del 25% al 23% para las pequeñas empresas, es decir, aquellas que tienen una cifra de negocio inferior a un millón de euros. 

Pendientes de la subida del salario mínimo

En ámbitos de la patronal justifican también el retraso del pacto de rentas en que no es posible, en términos contables, fijar una subida salarial exacta sin conocer tampoco, por ejemplo, si el Gobierno acaba fijando por decreto un incremento del salario mínimo el próximo año. Es una decisión que, como pronto, no tomará hasta el mes de noviembre.

Mientras tanto, los empresarios tienen decidido congelar, en los convenios que quedan por firmar de cara a este año, el incremento recogido en el pacto con los sindicatos.

El principal argumento de la patronal, para justificar la marcha atrás en la subida, es el “esfuerzo adicional” que se va a exigir de repente a las empresas en sus cuentas de resultados, sin apenas margen de reacción.

Arabia Saudi 1-2 México
                Copa Mundial de la FIFA Catar 2022                

México se queda fuera del Mundial por un gol
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable