La guinda

A los bomberos de Málaga, por pagar el funeral de un niño

Bomeros apagando fuego.
photo_cameraBomeros apagando fuego.

Benjamín es un niño al que un tumor cerebral tenía en una silla de ruedas. Tras la muerte del pequeño, los bomberos se han hecho cargo de los gastos fúnebres con lo que habían ahorrado. Los bomberos de Marbella, Málaga, habían recaudado 6.000 euros para ayudar a Benjamín a cambiarse de vivienda cuando éste estaba en vida. Además, el vínculo entre Benjamín y ellos era muy fuerte: todas las mañanas los agentes recogían al pequeño en su casa para ayudarlo a bajar a la calle porque vivía en un cuarto piso sin ascensor.  Una vez terminaban las clases, lo recogían y lo llevaban a su hogar de nuevo. Reciben así la guinda los bomberos por su labor desinteresada.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?