La voz del lector

Invidente enero

Enero no marca sino filtra como mes de un calendario artificial producido por un emperador que no tenía el más mínimo honor ni pundonor

Invidente enero.
photo_camera Invidente enero.

Desconcertante, disamínico, peligroso, bajador, depresor, sin fuerza a la vez, te contamina con su principio de un supuesto año, no comunicador, expreso de violencia, severo, llanterío, sin retrato, sospechoso, con dos caras oscuras, atacante, muestra sus dos rostros frio y apático, así es enero, ahora ya no te quiero, ahora no.

Enero con camiseta de portero y sin monedero no da un solo tiro certero y a todo le pone un pero. Parece un pordiosero, sin valedero. Enero también puede ser un buen ajo que manda un resfriado al carajo así como también puede ser un biestajo.

Contradictorio como en un análisis de postoperatorio. Enero no marca sino filtra como mes de un calendario artificial producido por un emperador que no tenía el más mínimo honor ni pundonor.

Sin guión pues enero actúa como un ladrón un mes desnudo en el que sólo hay vacío y supuestamente "comienza" un año, todo un invento para mover un rédito, el de antaño y el de ahora que a las gentes les hace mucho daño cuando caen en la trampa del hampa.

Hampa hoy disfrazadas de empresas que prometen placeres, exaltación de la diversión con emoción y del gasto por encima de todo.

Enero eres también así como vienes un filtro de almas que no quieren ya continuar y que no encuentran un sentido férreo que les permita pisar nuevamente un tiempo al menos el lugar de los hombres desdichados que sólo creen el que lo que ven.

 
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?