Fichero de morosos
photo_cameraFichero de morosos

Negocio

¿Sabes si tu nombre está en el fichero de morosos?

Es recomendable asegurarse de si se está incluido, porque posiblemente sea un error y puedas pedir una indemnización

¿Sabías que para solicitar cualquier préstamo no debes aparecer en situación de morosidad? Si quieres salir de dudas hay una manera de averiguar de una forma fácil, rápida, automática y gratuita si tu nombre se encuentra en los ficheros sobre solvencia patrimonial y crédito.

Solvencia.info es el sitio web en el que consultar el informe de solvencia de Asnef Equifax y Badexcug Experian que contiene las posibles deudas que se te reclamen, incluyendo comisiones bancarias cobradas por tener una cuenta al descubierto e incluso pedir indemnizaciones si la inclusión no es correcta. En el caso de aparecer en el fichero podrás tener una información completa con el importe, la fecha de la deuda, el nombre de la compañía que reclama e incluso el historial de consultas externas que se han realizado a ese fichero.

Para evitar sorpresas es mejor salir de dudas. Consultar informe de solvencia Asnef es una forma de informarse de los impagos de personas tanto físicas como jurídicas y así poder ponerse al día con ellos.

¿Por qué es importante estar informado?

Porque para un simple gesto como por ejemplo financiar ordenadores de segunda mano puede serte útil. Es una opción para adquirir un equipo informático que de ser a estrenar no podrías permitirte pero puedes financiar un ordenador de sobremesa o un portátil reacondicionado, en perfecto estado y con un año de garantía.

Tras la solicitud de consulta de este informe, y si se está en la lista y se ha elegido la opción de asesoría, se puede recibir la llamada de un asesor que expondrá las diferentes opciones que hay para salir de ese fichero, pedir la ley de segundas oportunidades, demandar a la compañía responsable de su inclusión en caso de error, etc.

Cómo salir del fichero de morosos

La deuda es algo así como el enemigo con el que hay que acabar. Gestos como pedir un crédito o firmar un contrato no son algo malo siempre que se pueda cumplir con las obligaciones adquiridas. Porque los impagos son siempre un problema, sea cual sea la razón que los motive.

Si la empresa decide inscribirnos en esos temidos registros de morosos por dejar de pagar una factura, ello puede tener consecuencias negativas de cara a futuras firmas con otras empresas. Y en los bancos son la herramienta principal para determinar el riesgo a la hora de conceder un crédito.

La principal forma de salir es saldando la deuda, pero también hay que tener en cuenta si hay alguna irregularidad en esa inclusión o se ha pasado el plazo máximo legal de permanencia en estos ficheros.

Como es el acreedor quien inscribe al deudor en el registro, también es quien debe solicitar su salida una vez saldada la deuda, por lo que es conveniente que estemos bien asesorados por alguien que se asegure de que se han cumplido todos los trámites para salir del fichero temporal o indefinidamente.

Porque en este punto es en el que suelen surgir más problemas, ya que la actualización de ese fichero es vital; dándose la situación injusta de que el afectado siga estando en el fichero a pesar de no ser ya deudor. En muchas ocasiones se tiene que recurrir en estos casos incluso a presentar una denuncia a la empresa.

Señales de que se ha estado en el fichero de morosos

Una vez solucionado el problema el registro en el fichero queda completamente vacío, no aparecerá ninguna deuda y tampoco puede ninguna persona consultar el historial y descubrir que alguna vez se estuvo incluido.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes