Otros

Elon Musk y otros CEO de tecnológicas apoyan una renta básica universal

Son muchos los multimillonarios que apoyan la implantación de una renta básica universal debido al auge de la automatización

Elon Musk en la presentación del Tesla Bot. 20/8/2021.
photo_camera Elon Musk en la presentación del Tesla Bot. 20/8/2021.

Elon Musk anunció la semana pasada que Tesla vendería un robot con forma humana que sería capaz de hacer tareas complicadas y también tareas aburridas. En la presentación de dicho proyecto, que todavía está en fase previa al desarrollo, Musk comentó que sería necesario y que él apoyaba una renta básica universal, un salario que todo el mundo recibiera para poder cubrir sus necesidades básicas.

No es la primera vez que lo propone, pues ha hablado ya de este asunto en el pasado. Lo hizo en una entrevista hablando acerca de la automatización y la inteligencia artificial en el año 2016, y vuelve hacerlo ahora, con un proyecto con el que pretende que haya robots humanoides conviviendo con nosotros en un futuro no muy lejano. Tal vez podrían pasear al perro robot que nos quiere vender Xiaomi.

En todo caso, lo que volvió a proponer el magnate y propietario de Tesla y SpaceX acerca de la renta básica universal no es algo que se haya escuchado por primera vez entre los multimillonarios que lideran grandes empresas tecnológicas.

A finales del año 2020 Jack Dorsey, CEO de Twitter y de Square, donó 15 millones de dólares para un proyecto de renta básica universal en Estados Unidos. Se trataba de un proyecto promovido a causa de la crisis provocada por el coronavirus, pero con el objetivo de probar si este modelo podría utilizarse en un futuro. Más allá de que fuera por la COVID-19, gracias a esa donación más de 1.500 familias recibirían este ingreso. Por ejemplo, residentes de Pittsburgh, en Pennsylvania, recibirían 500 dólares al mes durante un período de dos años.

Pero es que ya antes, en 2017, Mark Zuckerberg, el CEO de Facebook, habló acerca de la necesidad futura de una renta básica universal en una charla que dio en la Universidad de Harvard. "Estamos en el momento de definir un nuevo contrato social para nuestra generación. Debemos tener una sociedad que mida el progreso no por las métricas económicas como el PIB, sino por otras formas en la que muchos de nosotros tengamos un papel importante en la vida. Deberíamos explorar ideas como la renta básica universal para asegurarse de que todo el mundo tiene un cojín para probar nuevas cosas", dijo el dueño de la red social.

El CEO de Virgin Group, Richard Branson, también ha hablado de este asunto en el pasado. Lo hizo en un artículo en su blog del grupo Virgin en 2018 que tituló 'Experimentando con la renta básica universal', y en el que comentaba que habría que "experimentar con ideas como la de la renta básica en los próximos años". En el artículo, comentaba: "Creo que con la llegada de la inteligencia artificial, es necesario que haya una renta básica".

Por su parte, uno de los fundadores de la empresa de mensajería SlackStewart Buttefield, también apoyó la existencia de una renta básica universal. Para este empresario, una renta básica ayudaría a que hubiera más emprendedores. "No tiene que ser mucho, pero darle a la gente una pequeña cantidad a modo de red de seguridad desbloquearía una gran cantidad de espíritu empresarial. Si alguien no puede permitirse el lujo de correr riesgos, generalmente no los correrá", escribió en Twitter en 2017.

Pero es que ya en 2016, Andrew Ng, uno de los fundadores de la plataforma de cursos online Coursera, habló de este asunto en su cuenta de Twitter, indicando que "ahora más que nunca necesitamos una renta básica que ayude a limitar las diferencias entre la gente y una mejor educación para dar ventajas a todos".

 

Otro de los grandes millonarios que ha apoyado la renta básica universal, y que incluso ha participado donando dinero para uno de estos proyectos piloto, es Pierre Omidyar, fundador de eBay. Donó cerca de medio billón de dólares a través de su fundación a desarrollar GiveDirectly a un proyecto de renta básica para reducir la pobreza en Kenya.

Sin embargo, no todos los grandes directivos de multinacionales tecnológicas apoyan la renta básica universal. Bill Gates, fundador de Microsoft, se ha referido a este asunto en varias ocasiones, afirmando que los gobiernos todavía no están preparados para ello. Por su parte, Jeff Bezos, fundador de Amazon y hombre más rico del mundo, no ha mencionado en ninguna aparición pública el asunto de la renta básica universal.

Si los países serían capaces o no de soportar una renta básica universal es algo que tendrá que verse en el futuro, pero hay ya propuestas que suponen que los robots o las inteligencias artificiales paguen impuestos por el dinero que estén obteniendo para sus propietarios o empresas, de manera que con esas ganancias se pueda repartir la renta básica universal.

Es lo que propone Sam Altman, presidente de Y Combinator, quien asegura que" si cada vez más trabajadores van a ser reemplazados por robots, se necesitarán nuevas fórmulas para distribuir la riqueza", y que debe ser parte de esa riqueza que se obtiene por los robots y la inteligencia artificial la que debe apoyar la implementación de una renta básica universal.

Lesmes explicará esta semana cómo será su salida del CGPJ

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?