Seguridad

En la Guardia Civil dan por hecho el nombramiento de Arsenio Fernández de Mesa como director general. Durante la crisis del ‘Prestige’ Rajoy lo vio como “uno de los suyos”

Los mandos de la Guardia Civil lo tienen claro. Mariano Rajoy ya ha elegido a su hombre para dirigir a la Benemérita. Se trata de Arsenio Fernández de Mesa, diputado por La Coruña, que tomará con toda probabilidad el mando del Instituto Armado cuando el PP asuma el poder.

Según han informado a El Confidencial Digital varias fuentes ‘populares’ y otras de ámbito militar, Fernández de Mesa ya ha recibido la propuesta de convertirse en director general de la Guardia Civil cuando el Gobierno de Rajoy ejecute de nuevo la división en dos de la actual dirección única. En la Benemérita ya dan por hecho el nombramiento.

Tal y como precisan estas fuentes, al diputado ferrolano le ha agradado el futuro que ha previsto la Ejecutiva nacional para él. Muy involucrado en temas de Defensa, Fernández de Mesa sonó también como ministro, pero su idea –tal y como él mismo ha trasladado a personas de su entorno- era optar a un cargo en el Ministerio del Interior.

Un hombre de Rajoy

La estrecha relación de Fernández de Mesa con Rajoy viene muy de lejos, desde que en 1991 fuera elegido por primera vez diputado por el PP. Desde entonces, ‘Cuco’ –como le conocen cariñosamente sus amigos- ha forjado una buena amistad con el próximo presidente del Gobierno.

En el año 2000, de Mesa abandonó el Congreso de los Diputados tras ser nombrado delegado del Gobierno en Galicia. En esa época, tal y como él mismo ha admitido a su entono, fue cuando decidió que “nunca” estaría en primerísima línea de la política.

El 19 de noviembre de 2002 se hundía, frente a la costa de la Muerte, el petrolero ‘Prestige’ vertiendo al mar buena parte de sus 77.000 toneladas de fuel. Aquella crisis, y la posterior presión mediática, afectó de lleno a Fernández de Mesa.

Por aquel entonces Rajoy era ministro de Interior, y ambos tuvieron que coordinar sus esfuerzos para superar aquella crisis. Según cuentan fuentes ‘populares’, Rajoy pasó a considerar a Fernández de Mesa como “uno de los suyos”.

Ya en la oposición, Rajoy le reservó un papel clave en la comisión de Defensa, como colaborador directo de Beatriz Rodríguez Salmones.

En los últimos meses se ha podido ver como Fernández de Mesa aparecía muy próximo a Mariano Rajoy en algunos actos públicos, e incluso en los reservados corrillos que forman entre votación y votación en el Congreso de los Diputados.

 

El FBI registra la mansión de Donald Trump de Mar-a-Lago

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable