Vivir

Nuevo escándalo tras la polémica de los másters

Cientos de contratos irregulares en la Carlos III y en la Rey Juan Carlos

Transparencia Universitaria denuncia que se saltan la ley y convierten en profesores “indefinidos” contratos de visitante cuya duración máxima es de dos años

Universidad Carlos III.
photo_cameraUniversidad Carlos III.

La Asociación Transparencia Universitaria (ATU) ha contabilizado cientos de contratos irregulares de profesores en la Carlos III y la Rey Juan Carlos, dos universidades públicas madrileñas, tras haber investigado la situación de docentes que imparten clase en centros de toda España.

Según ha podido conocer Confidencial Digital, la asociación ha llevado a cabo, en concreto, un recuento de los docentes que han sido contratados por ambas universidades en calidad de profesores visitantes.

Una situación solo para dos años

La Universidad Rey Juan Carlos tiene contratadas 424 personas en esta modalidad, como profesores visitantes, según se refleja en el presupuesto de 2018 (página 125), para un total de 40.000 alumnos.

Por su parte, la Carlos III cuenta con 256 docentes en nómina de visitantes, para un total de 21.000 alumnos.

Según el convenio colectivo de personal docente e investigador con vinculación laboral de universidades públicas de Madrid, este tipo de contrato tiene una duración máxima de dos años, reza el artículo 11.5. Pues bien. La ATU ha contabilizado decenas de profesores visitantes de ambos centros cuyo contrato ha superado los dos años que establece el convenio.

Doscientos y 130

En el caso de la URJC, en esa situación se encuentran docentes de varias facultades y departamentos que suman casi doscientos.

Por su parte, en la Carlos III la ATU ha contabilizado unos 130 profesores. De todos ellos continúa recabando datos que demuestren incontestablemente una situación irregular.

La información que van recopilando la cuelgan en su cuenta oficial de TwitterECD ha tratado de recabar datos de estos profesores, sin éxito, ya que el currículum de la mayoría se ha borrado de las páginas web en las que se han registrado.

Por otra parte, este confidencial se ha puesto en contacto con las universidades para conocer su versión. Pasados varios días desde la petición de la información, y tras reclamarla en reiteradas ocasiones, no ha recibido respuesta.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo