Confidencialmente

Blog

La derecha extrema entra en España por Andalucía

Susana Díaz vota en las elecciones andaluzas
photo_camera Susana Díaz vota en las elecciones andaluzas

Los resultados de las elecciones en Andalucía, con un retroceso de 13 puntos en la izquierda (PSOE más la marca local de Podemos), y una mayoría clara de los otros tres partidos (PP, Ciudadanos y Vox), que juntos suman 59 escaños (cuatro más que la mitad del Parlamento), anuncian un enorme cambio para el conjunto de España: la irrupción de la derecha extrema a nivel nacional.

El terremoto andaluz cambiará el inmediato futuro de este país porque, previsiblemente, el crecimiento de Vox no se va a detener, sino todo lo contrario. Se encuentra en fase ascendente y eso se confirmará a nivel general.

El partido que lidera Santiago Abascal ha robado votos a casi todos. No pocos de ellos eran socialistas, muchos otros de partidarios del PP, algunos de Ciudadanos, pero también se los ha quitado a Podemos.

Porque Vox es la novedad, es la protesta, es el cansancio, es el temor a la invasión de los emigrantes y a la pérdida del puestos de trabajo… todas esas cosas que llevaron a Donald Trump a la Casa Blanca nada menos que en Estados Unidos, y que han conducido a Gran Bretaña fuera de la Unión Europea con el Brexit.

La extrema derecha ha entrado con fuerza, pues, en el panorama nacional, con lo que España se equipara, con retraso, a lo que ocurre en la mayor parte de los países de Europa, como Francia, Austria, Alemania, Italia…

Del éxito de Vox son responsables unos cuantos. El principal, el Partido Popular, que durante décadas había conseguido pastorear a toda la derecha, incluidos los sectores más radicales, pero que, con el olvido de sus grandes promesas, la blandura, la dejación, el pasotismo, además por supuesto de la corrupción, se ha provocado a sí mismo una herida muy grave y, con ello, ya no domina el espectro de la derecha.

No se libra de responsabilidad Pedro Sánchez. Por las dudas que han planteado sus alianzas con el independentismo. Por medidas demagógicas e irreflexivas como la acogida al barco “Aquarius”, que lanzo la idea de que las puertas de España habían quedado derribadas frente al fenómeno de la emigración. Por la tozudez en mantenerse al frente de un Gobierno que no tiene mayoría para nada. Sin olvidar la sensación de traición a España con el reciente fiasco de Gibraltar.

Pero también por la frivolidad de remover en su sepulcro los restos de Franco, lo que ha activado un peligroso virus que estaba prácticamente desaparecido. Gabriel Rufián escribió en un tuit anoche: “Se ha sacado a Franco del Valle de los Caídos y se ha metido en la Junta de Andalucía

El rechazo, o el miedo, al independentismo esta vez a quien ha beneficiado es a Vox, no a Ciudadanos, que pierde así en gran medida una de sus principales bazas, quizá la más importante que tenía: la defensa de la unidad de España.

Estamos, por supuesto, ante un resultado electoral lleno de paradojas. Porque el PSOE gana pero pierde, porque se quedará sin gobernar. Y el PP pierde pero gana, porque va a poder gobernar a pesar de ello. Y porque hay sumas que restan, como ha acudido con la coalición de cuatro partidos que con Podemos han integrado Adelante Andalucía; y restas que suman, porque la división de la derecha les va a permitir gobernar.

Visto lo ocurrido ayer en Andalucía, quedan pendientes dos decisiones trascendentales. La primera, si Ciudadanos puede negarse a formar una mayoría de cambio con Partido Popular y Vox, por encima de las repugnancias que le produzca esta última fuerza. Va a resultar difícil que no se sume a ese objetivo.

La otra corresponde a Pedro Sánchez. Visto lo ocurrido en Andalucía, ¿se atreverá a convocar elecciones generales anticipadas, o buscará retrasarlas todo lo posible, para alejarlas del severo correctivo que ha sufrido su partido, pero singularmente él mismo, que es su líder?

Hablando de batacazos, espectacular el que se ha dado el CIS que preside José Félix Tezanos, que en su encuesta daba a Vox un escaño, y ha conseguido doce. Y éxito de GAD-3, que a primera hora de la tarde de ayer anticipó el éxito de Vox, al que otorgó diez diputados.

[email protected]

En Twitter @JoseApezarena

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes