Jueves 14/12/2017. Actualizado 11:23h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Defensa

Puntualizan que no tuvo ningún protagonismo en la Guerra Civil

La Legión responde a Manuela Carmena: “Millán Astray no era franquista”

Indignación entre mandos y tropa por haber incluido a su fundador en la lista de calles a suprimir en Madrid

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El fundador de la Legión, Millán-Astray, se quedó sin plaza y sin estatua en su Coruña natal. Y está a punto de quedarse sin calle en Madrid, ciudad donde falleció. La vía que lleva su nombre es una de las que el ayuntamiento que preside Manuela Carmena ha decidido cambiar de denominación, en aplicación de la ley de Memoria Histórica. En la Legión, sin embargo, se reivindica su figura, y se responde a la alcaldesa que no tuvo ningún papel ni en la Guerra Civil ni en el franquismo.

Calle Millán Astray. Calle Millán Astray.

Desde que se conoció el plan del gobierno municipal madrileño para eliminar decenas de nombres franquistas, ha comenzado a circular entre miembros de la Legión española, a todos los niveles, mensajes de indignación por lo que califican de “cruzada ideológica” contra la figura del teniente general José Millán-Astray Terreros, fundador del cuerpo.

Según ha sabido El Confidencial Digital, entre algunas unidades de la Legión ha calado el mensaje de que Millán-Astray está siendo atacado y su nombre utilizado por razones políticas, y no por motivos históricos.

 “La supresión del nombre de otras calles pueden llegar a ser comprensibles, pues pertenecen a mandos militares que sí tomaron parte activa en el conflicto. No así Millán-Astray”.

“Es un héroe español”

ECD ha podido contactar con fuentes de la cadena de mando de la Legión, que no esconden su malestar por la iniciativa del Ayuntamiento de Madrid. “Nos duele que se trate así a una figura que no es un criminal de guerra. Es un héroe español, al igual que Blas de Lezo o Fernández de Córdoba”.

A efectos históricos y en relación con la guerra civil, recuerdan que Millán-Astray “volvió de Argentina en el año 36, y entonces no solicitó ningún tipo de puesto de mando, ni comandó ofensivas ni ordenó ningún tipo de represalia. Eso sí, nunca escondió su ideología política. Lo de quitar las placas es una decisión puramente ideológica de quienes no comulgan con las ideas de una persona que vivió hace casi un siglo”.

“Sus ideas pueden parecer bien o mal, pero borrando su historia se insulta la memoria del fundador de una unidad que hoy en día defiende a España con su propia vida, como se ha visto en Afganistán, Líbano o Irak”, aseguran.

Los consultados por ECD rechazan que puedan ser tildados de ultraderechistas por su defensa –siempre en privado- de la figura militar de Millán-Astray. “Hay legionarios con todo tipo de ideologías, somos militares profesionales, pero todos guardan gran respeto a quien inspiró los valores de la Legión y que están reflejados en el Credo Legionario. Ninguno de los ‘doce espíritus’ –puntos que conforman esta lista de máximas que rige aún hoy en el cuerpo- tiene tendencia política alguna”, concluyen.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··