Viernes 22/06/2018. Actualizado 07:15h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Defensa

Una iniciativa solidaria contra el Cáncer

Los pingüinos ‘Puigdemont’ y ‘Pablo Iglesias’ comparten base en la Antártida con los militares españoles

La campaña para apadrinar ejemplares promovida por el Ejército está provocando anécdotas curiosas

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Está a punto de finalizar la campaña de apadrinamiento de los ejemplares de esta ave que habitan en los alrededores de la base militar española Gabriel de Castilla, situada en la Antártida. Sus benefactores les han puesto todo tipo de nombres, incluso algunos un tanto sarcásticos como Puigdemont o Pablo Iglesias.


Dos pingüinos 'apadrinados' en la base Gabriel de Castilla. Dos pingüinos 'apadrinados' en la base Gabriel de Castilla.

El próximo jueves 15 finalizará la fase de solicitudes de la campaña ‘Apadrina un pingüino’ que ha puesto en marcha el Ejército de Tierra. Son, en total, 15.207 ejemplares de esta ave los que habitan en los pingüinarios de Morro Baily y Punta Descubierta  (Isla Decepción), el lugar donde se ubica la base ‘Gabriel de Castilla’ en la que operan los civiles y militares destinados en la XXX Campaña Antártica.

La iniciativa tiene cada año más éxito y en esta edición tiene además un incentivo solidario: el jefe de la base, Valentín Benítez, ha creado el reto ‘5.000 Pingüinos contra el cáncer para que cada persona que se sume realice una donación a la Asociación Española contra el Cáncer.

A falta del cierre se habían superado ya la cifra de los 10.000 euros recaudados, más del doble de lo esperado en un primer momento. Además, una entidad colaboradora se ha comprometido a realizar una importante donación si se consigue dicho reto.

El apadrinamiento del pingüino es testimonial y no conlleva gasto para quienes lo soliciten. A cambio, recibirán un diploma acreditativo con la fotografía del ejemplar que le ha sido asignado, el nombre –que decide cada usuario-  y la firma del oficial de medio ambiente de la base.

Para apadrinar un pingüino de Isla Decepción tan sólo hay que rellenar un formulario con datos personales y elegir el nombre con el que se quiere bautizar al animal.

El hecho de que cada usuario pueda elegir el nombre que quiera está provocando algunas anécdotas curiosas. Según aseguran fuentes militares próximas a la iniciativa, hay quien ha decidido recurrir a la iniciativa para hacer sátira del momento político actual, bautizando a su pingüino barbijo como ‘Puigdemont’ o ‘Pablo Iglesias’.

La iniciativa, como ha ocurrido en otras ediciones, está “teniendo gran éxito en muchos colegios y escuelas” infantiles aseguran las voces consultadas.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··