Lunes 21/05/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

España ha dejado de ser país de inmigración por muchos años. Más de 250.000 rumanos han vuelto a su país y la cifra del INE de 5 millones de inmigrantes ya no es real

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

No volveremos a ser país destino inmigratorio ni registrar el boom que hemos vivido en los últimos diez años, desde los años 1991 y 1992, según el Ministerio de Trabajo e Inmigración. No se repetirá ese boom en décadas, porque la crisis va para largo.

La cifra de un censo de inmigrantes de 5 millones de personas, que mantiene todavía el INE, ha dejado de ser real hace más de un año y  no ha dejado de bajar  desde  2009 de forma progresiva.

Si se conserva ese dato es por inercia, y porque muchos inmigrantes no se dan de baja en los padrones municipales, y otros viven en un estado de ida y venida, según tengan o no trabajo, en España o en su país, como es el caso de rumanos y búlgaros, dos nacionalidades que pertenecen a la UE y tienen una gran facilidad para moverse en territorio europeo.

Se han ido 250.000 rumanos

Por citar un caso, España llegó a contabilizar un millón de inmigrantes rumanos, la mayor colonia extranjera, pero más de 250.000 han regresado ya a su país, según datos fehacientes.

Ahora  además están sometidos a moratoria hasta 2014, y se les exige venir a España con permiso y contrato de trabajo en origen porque aquí no hay puestos, pero siguen teniendo libertad de residencia y movimiento en España por ser ciudadanos comunitarios.

La secretaria de Estado de Inmigración, Ana Terrón, justificó en su momento,  la vuelta a la moratoria “porque vienen demasiados rumanos cuando prácticamente en España no se crea empleo”, y eso perjudica la cohesión social. Una parte de la población rumana, además, es problemática por su inadaptación, marginalidad y propensión a la delincuencia y mendicidad.

Sudamericanos y marroquíes

El ministerio de Trabajo tiene también registrado el retorno de miles de ecuatorianos, colombianos y  marroquíes, aunque no da cifras exactas. Muchos de ellos se han marchado a medida que se les terminaba el cobro del desempleo. Son las colonias extracomunitarias más numerosas en España. 

La situación en Latinoamérica ha mejorado. Es el caso de Perú, de Colombia, o del propio Ecuador, Brasil o Chile, hoy con crecimientos económicos que hace 10 años no tenían. Brasil, por ejemplo, crece al 7 u 8 %, una cifra extraordinaria comparada con Europa  o Estados Unidos. Hay más oportunidades de trabajo hoy en algunos países sudamericanos que en Europa.

Mano de obra sin cualificar

España seguirá necesitando durante años mano de obra sin cualificar, para el campo, la hostelería, la atención a mayores y la construcción. Pero en adelante no será en aluvión, de forma desorganizada, ni en la cuantía de la década pasada. El país precisa mano de obra cualificada para un nuevo modelo de producción y crecimiento económico de más valor añadido.

Por todo ello, la inmigración ha dejado de ser un problema prioritario para los españoles según las encuestas, salvo cuando se les pregunta si los inmigrantes les quitan trabajo o el acceso a servicios sociales, educación vivienda.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··