Domingo 15/07/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Semanas de conversaciones discretas

Tensión PP-PNV por los Presupuestos: el Gobierno pretende rebajar los 1.600 millones del cupo

Los nacionalistas vascos reclaman la totalidad de las liquidaciones pendientes. Descartan incluir el acercamiento de presos de ETA en la negociación

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Gobierno y el PNV llevan semanas de negociaciones discretas para pactar el apoyo de los nacionalistas vascos a los Presupuestos. El entendimiento entre ambos hacía augurar un acuerdo rápido, pero la pretensión del Ejecutivo de rebajar el pago de las liquidaciones del cupo amenaza con prolongar más de la cuenta las conversaciones.

Aitor Esteban y Mariano Rajoy en una reunión en Moncloa. Aitor Esteban y Mariano Rajoy en una reunión en Moncloa.

Todo comenzó, tal y como informó El Confidencial Digital, con una reunión en Madrid entre los equipos de Cristóbal Montoro y el consejero de Hacienda vasco Pedro Azpiazu. En ese encuentro, celebrado a principios de febrero, los representantes del PNV dejaron claro al Gobierno que, si quería su apoyo en los Presupuestos, debía cumplir con sus exigencias respecto al cupo.

En concreto, los nacionalistas reclamaron el abono de 1.600 millones de euros en concepto de “liquidaciones” del propio cupo de los seis últimos años, los mismos que lleva bloqueada la negociación para aprobar una nueva fiscalidad.

Hasta entonces, la posición del Gobierno central era proponer un borrón y cuenta nueva”, estableciendo un nuevo cupo pero sin atender a las supuestas deudas pendientes. No obstante, tras esa reunión, en Moncloa consideraban que eso puede cambiar.

Esa posición del Ejecutivo respecto a las reivindicaciones de los nacionalistas se mantuvo después de que Aitor Esteban, portavoz del PNV en el Congreso, entregara un documento con las peticiones concretas de los nacionalistas. Entonces, desde el Gobierno se afirmó que eran “aceptables” y se adelantó que el pacto estaba más cerca que nunca.

El Gobierno busca rebajas

No obstante, una vez presentado el proyecto de ley de Presupuestos, ambas partes reconocen que no ha habido ningún tipo de avance por las posiciones encontradas en lo que al cupo vasco se refiere.

En ese sentido, altos cargos del PNV recuerdan a ECD que en la propuesta presupuestaria presentada por el Gobierno “no hay mención alguna” al cupo y, además, “en las últimas conversaciones se nos ha trasladado que la apuesta es abonar una cantidad inferior a los 1.600 millones reclamados”.

El Ejecutivo, por su parte, responde que los Presupuestos incluyen “importantes inversiones en el País Vasco” que compensan, ampliamente, cualquier tipo de quita al dinero exigido por los nacionalistas en concepto de liquidaciones pendientes.

No se habla de presos de ETA

Esa postura del Gobierno está siendo duramente criticada por el PNV, que considera ese cambio de posición como un intento de “rebajar los compromisos adquiridos” desde el pasado mes de febrero.

Las fuentes consultadas afirman que las negociaciones se basan en “peticiones concretas” que, además, solo están relacionadas con el ámbito presupuestario, dejando de lado cualquier otro tipo de reivindicaciones.

En ese sentido, los nacionalistas afirman que, en ningún momento, se ha exigido el acercamiento de presos de ETA al País Vasco y que ese asunto “no se ha tratado” en las conversaciones bilaterales mantenidas hasta la fecha. Desde el PNV insisten en que no se va a incluir esa reivindicación en las negociaciones y que éstas solo saldrán adelante si el Gobierno cumple con lo prometido.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·