Defensa

La ficción recibió numerosas críticas

El asesor militar de ‘Los Nuestros’ explica cómo ‘salvó’ la serie de Telecinco

El primer guión que le pasaron contemplaba oficiales alcohólicos, líos con la mujer del coronel, peleas en bares… Admite que hubo errores pero se ofreció una imagen positiva de la labor de los militares

Foto promocional de 'Los Nuestros'
photo_cameraFoto promocional de 'Los Nuestros'

El teniente coronel de Infantería Juan Ginés García, que trabajo como asesor militar para Telecinco durante la producción de ‘Los Nuestros’, ha difundido una carta en la que muestra su opinión sobre la serie y sobre las críticas recibidas. Admite que tiene “bastantes fallos” pero que el guión contenía numerosos estereotipos y situaciones que finalmente fueron eliminados.

“Por una vez, las redes sociales se han llenado de comentarios a favor del Ejército, sorprendidos de ver en la tele a nuestros soldados pegando tiros en vez de repartiendo bocadillos. Trending Topic, ni más ni menos. Si para ello he de tragar con la cresta, el magreo, la puta cabra y otras cosas, lo hago encantado”.

Así resume su parecer sobre la serie ‘Los Nuestros’ el que fuera asesor militar de la producción televisiva. Durante las tres semanas que duró su emisión, las críticas desde distintas unidades de las Fuerzas Armadas –y también desde los propios ‘boinas verdes- fueron abundantes y agrias.

Se reprochaba a la cadena, y también al Ministerio –que felicitó a sus responsables-, que se hubieran trasmitido una serie de estereotipos sobre los militares españoles. Entre ellos, aquellos relacionados con los ‘líos de faldas’, así como cierta laxitud en la disciplina y trato a superiores.

Uno de los objetivos de las críticas fue el propio teniente coronel Juan Ginés García. Como asesor militar de la serie, recibió numerosas cartas en las que le trasladaban su pesar por aquellos aspectos de la producción que resultaron molestos o hirientes a los miembros de las Fuerzas Armadas.

Carta a sus compañeros

A través de una carta distribuida entre el colectivo de veteranos de los ‘boinas verdes’, Ginés García confiesa que “contaba con este tipo de críticas”. “Entiendo su enfado, porque hay muchas cosas que a mí tampoco me gustan nada, pero hay que tener en cuenta que estamos ante una serie de entretenimiento, no ante un documental” asume.

“En nuestro cine casi siempre hemos percibido intención de denostar al militar, mientras que aquí es todo lo contrario. Cuando me llegó el guión del primer capítulo me quedé de piedra; lo primero que pensé fue: yo no puedo participar en esto…salvo que exista posibilidad de cambiar muchas cosas”.

Peleas en bares, alcoholicos, ‘líos’ con la mujer del coronel…

“La historia estaba plagada de estereotipos, pero detecté claramente la intención de dejar a nuestros soldados en buen lugar, lo cual era alentador. Mi primera reunión con el equipo de producción confirmó esta impresión positiva” asegura.

“Para que os hagáis una idea el capitán –Hugo Silva- no sólo había tenido un romance con la tiradora de precisión sino que, además, era un alcohólico rehabilitado y un verraco que se había tirado a la mujer del coronel, lo que daba lugar posteriormente a alguna escena desagradable”.

“En la secuencia en la que se veía por primera vez a los boinas verdes, nuestros chicos se inflaban de repartir leches a los guiris en un bar. Al entrar en el comedor de la base en Mali, se colaban delante de los que esperaban pacientemente en fila, porque eran más chulos que nadie…Pues bien, todo esto y unas cuantas cosillas más, desaparecieron tras la primera revisión del guión” afirma Ginés García.

“Bastantes fallos”

El asesor militar de ‘Los Nuestros’ admite que la serie tiene “bastantes fallos”. Su misión, afirma, era “asesora, hasta resultar coñazo a veces, pero la decisión final correspondía a otras personas”.

Sobre los fallos técnicos que han ido señalando los militares en la serie, como el uso de armas que llevan décadas sin estar en servicio, el teniente coronel asegura que “no siempre son tales, sino recursos artísticos o licencias literarias para aumentar audiencia o hacer más inteligible determinadas cosas.

Comprendo las críticas recibidas, sobre todo porque suelen partir de personas que aman nuestra Institución y escriben con ánimo de defenderla. Algunas, incluso, las comparto” afirma.

Por una vez, una serie española se pone de nuestro lado, sin complejos. Porque, por una vez, una serie española está dedicada a nuestros caídos en zonas de operaciones. Porque, por una vez, una serie española tiene cojones de decir que, aunque nuestra herramienta sea un arma, aunque tengamos que matar, somos los buenos” sentencia.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?