Defensa

Generales y almirantes esconden sus nombres del polémico máster que permite hacer prácticas en el Estado Mayor de la Defensa

La Fundación de Estudios Estratégicos e Internacionales ha sustituido la identidad de los profesores militares por iniciales, tras informar ECD de esta vinculación

Mando de Operaciones del Estado Mayor de la Defensa.
photo_camera Mando de Operaciones del Estado Mayor de la Defensa.

“Almirante A. T. B.”, “Almirante J. M. T. R.”, “Teniente General M. A. C.”, “TG. F. B. C”... así se cita a los altos mandos militares que son profesores o colaboradores de la Fundación de Estudios Estratégicos e Internacionales (FESEI). Los nombres y apellidos han desaparecido.

Confidencial Digital reveló el pasado mes de mayo que entre algunos militares veían llamativo que el JEMAD hubiera firmado un convenio con esa fundación, para que los alumnos de los másteres y cursos que organiza FESEI hagan prácticas en organismo dependientes del Estado Mayor de la Defensa.

Las suspicacias procedían de que, en paralelo, FESEI contrata como profesores y colaboradores, pagándoles en la mayoría de los casos, a altos mandos militares, muchos de ellos aún en activo y destinados en la estructura, precisamente, del Estado Mayor de la Defensa.

El caso más llamativo era el del comandante del Mando de Operaciones, el teniente general del Aire Francisco Braco Carbó, que ha impartido varias conferencias y charlas a los alumnos de los cursos que organiza FESEI.

ECD ha podido comprobar que ahora, meses después de publicarse esa noticia, el listado de “Profesorado y Colaboradores” de la Fundación de Estudios Estratégicos e Internacionales ha sufrido algunos cambios.

Las modificaciones van en una misma línea: se han eliminado los nombres de los militares (todos ellos oficiales generales y oficiales) que aparecían citados.

Destinados en unidades de inteligencia

Al menos hasta que ECD reveló la vinculación de esos militares con FESEI, en la página web de la fundación se presentaba a muchos de ellos con sus nombres y apellidos. Cada profesor o colaborador tiene una biografía, más o menos extensa, en unos casos con foto de su rostro y en otros casos sin imagen.

1

Unos pocos sólo eran mencionados con iniciales: J.O.M., jefe de la Sección de Sistemas de Inteligencia del Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (CIFAS); el coronel F.S.T.; J.C., que era presentado como “Representante del CNI – Centro Criptológico Nacional”; el teniente coronel R. S. H., que es o fue “director del centro de inteligencia de la Unidad Militar de Emergencias”...

 

2

También con iniciales, no con el nombre completo, se citaba a varios comisarios principales, inspectores jefes e inspectores de la Policía Nacional destinados en unidades de Información, inteligencia y antiterrorismo, así como a un comandante de la Unidad Central Especial 1 (UCE 1), del Servicio de Información de la Guardia Civil, encargado de las investigaciones sobre terrorismo.

Ahora, las iniciales se han extendido a todos los miembros de las Fuerzas Armadas que colaboran con FESEI.

Almirantes, tenientes generales...

Con los cambios, el almirante Ángel Tafalla Balduz, que fue Segundo Jefe del Estado Mayor de la Armada y del Mando Marítimo OTAN de Europa Sur, se ha convertido en “Almirante A. T. B.”.

3

El almirante (retirado) José María Treviño Ruiz, quien llegó a ser representante militar español en los Comités Militares de la OTAN y de la Unión Europea en Bruselas, aparece ahora como “Almirante J. M. T. R.”.

4

Como “Teniente General M. A. C.” se cita a Miguel Alcañiz Comas, teniente general en la reserva que fue jefe de la Unidad Militar de Emergencias.

5

El director del Departamento de Seguridad Nacional de Presidencia del Gobierno, el general de Brigada Miguel Ángel Ballesteros, ha pasado a ser “General de Brigada M. Á. B.”.

6

Más críptica aún es la nueva forma de referirse al comandante del Mando de Operaciones: el nombre del teniente general Francisco Braco Carbó se ha reducido a “TG. F. B. C”.

7

El general de División de Ingenieros Politécnicos de Tierra Ricardo Torrón Durán es ahora “General de División R. T. D.”; el general de División Manfredo Monforte Moreno, “General de División M. M. M.”...

Lo mismo ha ocurrido con varios coroneles, que hace unos meses sí eran citados con sus nombres: Juan José Otiñano Viñes (en la reserva) se ha convertido en “Coronel J. J. O. V.”; Javier Martínez de Lagos Beitia (pasó por unidades de Operaciones Especiales), “Coronel J. M. L. B.”; y Pedro Sánchez Herráez, analista del Instituto Español de Estudios Estratégicos, “Coronel P. S. H.”, entre otros.

Algunos no han desaparecido del todo

Sin embargo, esa tarea de ‘anonimización’ no ha sido completa. Por ejemplo, en la biografía de “TG. F. B. C” aún se puede leer que “El General de División Francisco Braco Carbó es el Segundo Comandante y Jefe del Estado Mayor del Mando de Operaciones”, que era la redacción antigua que tenía el texto, antes de que Braco ascendiera a teniente general y fuera nombrado comandante del Mando de Operaciones.

Algo similar ocurre con dos almirantes, “Almirante A. T. B.” y “Almirante J. M. T. R.”: dentro de sus biografías se les cita con sus apellidos, como almirante Tafalla y almirante Treviño.

Además, muchos de ellos mantienen la fotografía, y la lectura de su currículum permitiría fácilmente deducir su identidad, ya que han ocupado puestos de responsabilidad en las Fuerzas Armadas que les hace fácilmente reconocibles con una búsqueda sencilla.

Brasil 2-0 Serbia
Copa Mundial de la FIFA Catar 2022

Richarlison alumbra a la
Canarinha en su debut
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable