El Chivato

El PSOE no va a hacer sangre con la incómoda visita de Obiang

Teodoro Obiang en el funeral de Estado de Adolfo Suárez.
photo_cameraTeodoro Obiang en el funeral de Estado de Adolfo Suárez.

Teodoro Obiang se convirtió, la semana pasada, en un quebradero de cabeza para Mariano Rajoy. El dictador de Guinea Ecuatorial asistió al funeral de Estado por Adolfo Suárez, participó en una conferencia en el Instituto Cervantes de Bruselas, y cenó con mandatarios europeos después de la cumbre UE-África.

El presidente del Gobierno consiguió evitar compartir mesa y mantel con Obiang, aunque no pudo esquivar las críticas de la opinión pública por la asistencia del  guineano al funeral de Estado celebrado en La Almudena. Desde Moncloa se explicó que se había mandado “una invitación genérica a los gobernantes de los países con los que España tiene relaciones exteriores”.

Pues bien, según confirman a El Chivato dirigentes del PSOE, a los socialistas les vale con las explicaciones que ha ofrecido el Gobierno. No van a llevar esta polémica al Congreso de los Diputados.

En Ferraz se reconoce que la actitud de Obiang fue completamente incontrolable: “Iba a viajar a Bruselas y se quedó en España para ir al funeral de Suárez”. Miembros del Gobierno han explicado a altos cargos del PSOE que el dictador justificó su asistencia asegurando que “se sentía español, porque había tenido nuestro pasaporte, y no podía faltar”.

La simpatía de Obiang por nuestro país viene de lejos. Su formación militar es fruto de su estancia en la Academia General Militar de Zaragoza, en la que obtuvo el título de oficial del Ejército. Además, se licenció en Derecho a través de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED).

Todos esos vínculos de juventud le llevaron, como él mismo dijo, a acudir al funeral de Estado por Suárez. Desde el Gobierno han explicado al PSOE que su asistencia fue “inevitable”, y que un veto hubiese comprometido acuerdos comerciales de muchas empresas españolas en Guinea.

En el Partido Socialista equiparan lo que ha sucedido con Obiang con  el viaje realizado por Rajoy a Kazajistán el pasado mes de septiembre:

-- “Contactos con estos regímenes ha habido siempre. Hay empresas que se juegan mucho allí y la obligación del Gobierno es no poner en juego esos negocios, sin tampoco dar concesiones a los dictadores”.

Así las cosas, en el PSOE descartan cualquier reprobación del grupo parlamentario al presidente del Gobierno en el pleno del Congreso por este asunto: “En la Comisión de Exteriores puede haber una pregunta sobre Guinea Ecuatorial, pero no vamos a hacer sangre sobre este asunto”.


Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes