Medios

El fin del teletrabajo en El País provoca malestar en la redacción

A partir de febrero los periodistas tendrán que acudir a su puesto de trabajo. Los editores de información son los más molestos

Logo del Grupo Prisa.
photo_camera Logo del Grupo Prisa.

Cambio en la redacción de El País. A partir del próximo mes de febrero, todos los periodistas deben acudir a trabajar a la redacción todos los días. Se termina así un periodo de casi tres años, desde marzo de 2020, cuando se generalizó el trabajo en casa para evitar contagios y mantener cientos de servicios operativos.

Como en muchos medios de comunicación, los redactores de El País estuvieron más de un año “sin que prácticamente nadie pisara la redacción”. Fuentes de la redacción consultadas por Confidencial Digital cifran en septiembre de 2021 cuando comenzó el retorno más “progresivo” a la sede del periódico, aunque de una forma paulatina.

Mientras tanto, “ha habido muy poca reglamentación oficial desde que empezó el covid”. Pero uno de los cambios más importantes se produjo en enero de 2022. En ese momento, hubo una comunicación oficial de la empresa que exigía a todas las secciones del medio de comunicación “ir presencialmente el 50% del tiempo”.

Desde entonces, aseguran a ECD varios redactores, “ha habido comentarios informales de la directora y los jefes asegurando que había que ir más a la oficina, pero no una reglamentación oficial”, nada formal. También, se planteó en su momento acelerar el teletrabajo, pero se dio marcha atrás por Ómicron.

Últimos meses                                                                      

Los redactores consultados por Confidencial Digital aseguran que el último cambio sobre este tema tuvo lugar en los últimos meses cuando se decretó que “la reunión de la tarde tenía que ser presencial”. Por este motivo, al menos un máximo responsable debía estar presente cada día, pero esto no afectó al grueso de la redacción.

Por este motivo, “hay secciones donde no había nadie”, mientras que en otras había más redactores. Estas diferencias dependían del jefe de cada sección. No obstante, “lo normal”, declaran, es que la sede de la redacción no alcanzara el 50% de ocupación casi ningún día”.

Regular el teletrabajo

En estos momentos, además de la orden de volver a trabajar en la redacción dirigida a todos los periodistas, desde la dirección de la empresa se ha abierto “un proceso para regular el teletrabajo”. Al igual que en otros medios de comunicación, el teletrabajo no estaba incluido dentro del convenio de la empresa ya que antes de la pandemia era una opción que no se contemplaba. Ya hay una reunión para principios de febrero para hablar del tema.

En el caso concreto de El País, se da la circunstancia de que su convenio empresarial es uno de los mejores en condiciones laborales del sector. Por este motivo, fuentes de la empresa entienden que este cambio de volver a la redacción todos los días “es una medida de presión” para renegociar las condiciones de los empleados.

Hay prevista una reunión del comité de empresa con la plantilla la semana que viene donde se va a decidir la posición de la empresa sobre esta cuestión. Pero fuentes de los trabajadores aseguran que todavía no hay negociaciones abiertas para tratar esta cuestión.

Fuentes del sector de la prensa señalan que El País y PRISA han sido de los últimos medios de comunicación en regular el teletrabajo y llevar a sus redactores a la oficina.

Diferencias entre periodistas

Respecto a la valoración por parte de los empleados del teletrabajo, según ha podido saber ECD, el malestar de los redactores no es extensible a todos los miembros de la plantilla. Fuentes de la redacción especifican que hay diferencia entre los periodistas que redactan información y los editores de contenidos.

 

Los primeros aclaran que no tienen ese problema, principalmente porque “muchos de ellos ya trabajan fuera, en el Congreso, la Moncloa, las sedes de los partidos políticos, en los actos que van a cubrir…”. Sin embargo, los segundos apuntan que preferirían poder seguir teletrabajando de forma parcial ya que les permitía “conciliar mejor” y pueden hacer “el trabajo a distancia sin mucho problema”.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes