Política

“De aquí no nos movemos”. La Guardia Civil ha planteado a los agentes que están en Haití desde diciembre que regresen por el desgaste de la misión: ellos no quieren

La Dirección General de la Guardia Civil les ha hecho llegar un mensaje a los 22 agentes del cuerpo que llevan en Haití desde finales del año pasado. Considera que el desgaste que supone haber vivido en primera persona el terremoto del día 12 de enero y sus réplicas es un buen motivo para que regresen. Los agentes se sienten muy útiles y algunos han dicho que no quieren volver a España.

No es una orden tajante, es la idea que están manejando desde el Estado Mayor en la Dirección General de la Guardia Civil. Fuentes del Instituto Armado han asegurado a El Confidencial Digital que los mandos son conscientes del desgaste que puede provocar una situación tan tensa como es el vivir en primera persona un terremoto de semejantes características, que ha dejado sin vida a más de 200.000 personas.

A finales del pasado año se integraron en MINUSTAH (Misión de Estabilización de Naciones Unidas en Haití) 22 agentes de la Guardia Civil. Llevaban allí un mes escaso cuando un terremoto de 7 grados en la escala de Richter azotó el país. La prioridad a partir de ese momento fue el rescate de supervivientes de entre los escombros y las ruinas en los que quedó reducida la capital, Puerto Príncipe.

Desde allí llegaron a España testimonios emocionados de cómo estos agentes ayudaron sin descanso y en la medida de sus posibilidades a la población haitiana. De hecho, dos de ellos, resultaron heridos.

Esta sensación de ‘sentirse útiles’ es lo que les ha llevado, según ha confirmado ECD, a ‘negarse’ a volver a España antes de que acabe su misión, de un año de duración. La Dirección de la Guardia Civil considera que esta dura experiencia puede acarrear problemas psicológicos o traumas. Pero aún así, la mayoría de los agentes que han sido consultados declinan regresar a nuestro país. “Aquí todavía queda mucho por hacer”, contestan.

También se ha abierto una vía para que la veintena de agentes pueda ser condecorada una vez que regresen a España. Es un trámite que está aún en sus inicios, pero que puede concluir en una condecoración más que merecida según las fuentes consultadas.

Junto a estos 22 agentes, la Guardia Civil tiene en Haití a 23 miembros de los Grupos Acción Rápida (GAR) que se trasladaron a la isla en el buque Castilla de la Armada,  junto a miembros del ejército. La misión de éstos es garantizar la seguridad en los convoyes que llevan ayuda humanitaria y su trabajo se hace siempre en equipo.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes