Política

Los ministros debatieron cómo ‘maquillar’ el Código Penal para que no se vincule con los presos independentistas

Podemos presiona para aprobar ya el endurecimiento de las penas por delitos sexuales y el PSOE apuesta por una reforma integral que camufle el cambio en el delito de sedición

Reunión del Gobierno de Sánchez en Quintos de Mora.
photo_camera Reunión del Gobierno de Sánchez en Quintos de Mora.

El Gobierno debatió en su ‘escapada’ a Quintos de Mora cómo ‘maquillar’ el Código Penal para que la reforma no se vincule con los presos del 1-O. Pero Podemos presiona para aprobar ya el endurecimiento de las penas por delitos sexuales frente al PSOE, que apuesta por una reforma integral que camufle el cambio en el delito de sedición.

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, acababa de defender la reforma del Código Penal y justificó expresamente el posible cambio del delito de sedición como forma de “avanzar” en la libertad de los políticos del ‘procés’ a los que el Tribunal Supremo condenó por esa conducta.

Iceta apostó así por la libertad de los presos independentistas, el día después de que la cárcel de Lledoners (Barcelona) aplicara el Reglamento Penitenciario a Jordi Cuixart y Jordi Sànchez para que gocen de un régimen de semilibertad. Y justo la víspera también del retiro de Pedro Sánchez con sus ministros en Quintos de Mora.

Una circunstancia que, según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes conocedoras de los debates, provocó que este polémico asunto protagonizase algunos de los momentos más tensos entre los miembros del Gobierno durante la “jornada de convivencia” del pasado sábado en la finca toledana.

El Gobierno y el PSOE en el Congreso consideran necesario modificar ciertos artículos del Código Penal, entre ellos la sedición, pero de momento ambos se resisten a elaborar una propuesta que se avecina polémica porque “modernizarlo” y alinearlo con los códigos penales de otros países como persiguen los socialistas significaría reducir las penas del delito por el que los líderes del ‘procés’ fueron condenados a entre 9 y 13 años de prisión.

Un escenario que los ministros socialistas dan por hecho que desgastará enormemente al presidente, quien llegará a ser acusado de conceder un “indulto encubierto” a los presos del 1-O, mucho más que al vicepresidente Pablo Iglesias.

Ese riesgo les lleva a defender que la rebaja del delito de sedición forme de parte una reforma más amplia del Código Penal, que contemple también un reforzamiento del consentimiento en las relaciones sexuales -para que “solo sí sea sí”- así como convertir en delito la exaltación al franquismo, como apuntó el PSOE en su programa electoral para el 10-N y recordó este lunes la portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra.

De esta manera, la reforma para “avanzar” en la libertad de los políticos del ‘procés’, como reconoció Iceta la víspera de la ‘escapada’ del Gobierno a Quintos de Mora, quedaría más diluida.

Las presiones de Podemos

Pese a que la posible modificación de la sedición y la rebelión no figuran en el acuerdo programático de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos, de manera que no sería un debate que fuera a darse dentro del Consejo de Ministros, esta cuestión ha saltado al Gobierno y provocó las mayores discrepancias en Quintos de Mora, según admiten a ECD fuentes cercanas a varios ministros, tanto del PSOE como de Podemos.

El vídeo del día

Serrano (PP) critica la visita de Pedro Sánchez al Hospital de La Paz.

Hay que recordar que la titular de Igualdad, Irene Montero, querría poder llevar al Congreso un blindaje del “solo es sí es sí” en las relaciones sexuales, para que el no haber dicho “no” no sirva para que se descarte la agresión sexual, como ocurrió en la primera sentencia del caso de ‘La Manada’.

Por su carga simbólica, a Unidas Podemos le gustaría llevar esta propuesta al Congreso coincidiendo con el Día de la Mujer, el próximo 8 de marzo, pero de momento no hay visos de cuándo podrá ocurrir, debido a la complicación que supone que el PSOE quiera ampliar la reforma del Código Penal a la modificación del delito de sedición.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable